Los físicos y matemáticos que hundieron Wall Street

Mauro acababa de cumplir 28 años y tenía que tomar una decisión. Nacido en una humilde familia brasileña, Mauro había completado una carrera académica estelar. Después de una brillante licenciatura de física en Rio de Janeiro, consiguió una beca para el programa de doctorado en cosmología del King’s College de Londres.

Ahora, con el título de doctor bajo el brazo, Mauro tenía que decidir su futuro: ¿continuar en el mundo académico o trabajar para el sector privado? El comienzo de la vida profesional de cualquier joven investigador es extraordinariamente exigente. A menudo, este periodo consiste en mudanzas entre países, poca estabilidad laboral y salarios muy bajos. Mauro se había casado dos años antes y su mujer acababa de dar a luz a su primer hijo, así que aceptó una oferta para trabajar en un banco de inversión de la City de Londres.

Desde los años 90, miles de investigadores en física y matemáticas han seguido la misma trayectoria que Mauro. A medida que avanzaba el proceso de globalización económica, los mercados financieros crecieron exponencialmente. Los bancos de inversión y los hedge funds necesitaban nuevos talentos para crear complejos productos financieros. ¿Qué mejor que reclutarlos desde el mundo académico donde los salarios son tan bajos? En la industria financiera, a profesionales como Mauro se les conoce como “quants”, un diminutivo para “analistas cuantitativos”.

El sueño de utilizar modelos matemáticos para predecir los mercados financieros es muy antiguo. Si gracias a herramientas analíticas podemos predecir los eclipses de Luna para los próximos 10.000 años, ¿por qué no encontrar las ecuaciones que nos permitan hacernos millonarios?

El mundo financiero creyó encontrar su santo grial en el año 1973. Dos economistas estadounidenses, Fischer Black y Myron Scholes, publicaron una ecuación que permitía estimar los precios de ciertos contratos financieros conocidos como “derivados”. En pocas décadas, el mercado de estos complejos instrumentos movería cientos de billones de dólares. Black y Scholes fueron galardonados con el Premio Nobel de Economía en el año 1997.

A los inversores les gusta el riesgo, siempre y cuando puedan ponerle un precio. Los nuevos talentos matemáticos parecían capaces de cuantificar los riesgos de instrumentos financieros cada vez más complicados. Con la seguridad que proporcionaban los analistas cuantitativos, los managers de los bancos se lanzaban a crear productos aún más sofisticados.

Mauro fue asignado a un equipo que trabajaba sobre el mercado inmobiliario estadounidense. Su tarea consistía en comprar miles de hipotecas a los bancos y englobarlas en un instrumento llamado “obligación de deuda colateral”, que luego vendía por trozos a otros inversores. En el año 2000, David X. Li, un matemático que trabajaba para JP Morgan, había publicado una fórmula que permitía cuantificar los riesgos de este producto. Usando la fórmula de Li, las agencias de rating calificaron con una triple-A muchas obligaciones de deuda colateral, lo que aumentó el apetito de los inversores por estos instrumentos. Esa demanda provocó que los bancos comenzaran a dar hipotecas a personas que difícilmente podrían devolverlas.

Hasta mediados de 2007, todo el mundo parecía feliz. Los bancos de inversión anunciaban cada trimestre beneficios de miles de millones de euros y analistas cuantitativos como Mauro se embolsaban jugosos bonus.

Hoy sabemos que aquella fiesta terminó con el mayor descalabro del sistema financiero desde la Gran Depresión. Muchas bancos sólo sobrevivieron gracias a las inyecciones de dinero público.

¿Cómo pudieron las matemáticas fallar tan estrepitosamente? Las ecuaciones son construcciones precisas. El problema es que cualquier modelo matemático de la realidad reposa sobre ciertas hipótesis y simplificaciones. Por ejemplo, la fórmula de Li fue derivada utilizando los datos del mercado inmobiliario durante los últimos 20 años, un periodo de tiempo donde los precios siempre habían subido.

Cuando estalló la burbuja, esos modelos ya no reflejaban la realidad. Mauro cuenta que sólo en una de las semana de noviembre de 2008, se produjeron 7 eventos para los que sus modelos daban una probabilidad de 1 vez cada 20.000 años.

El problema no fueron las fórmulas, sino la confianza ciega que estas generaron. Como todo el mundo creía comprender los riesgos, la complejidad del sistema creció hasta volverse incontrolable.

Millones de personas en todo el mundo están sufriendo las consecuencias. Además, los miles de cerebros que absorbió el mundo financiero suponen un terrible desperdicio de talento: ¿cuántos avances científicos habríamos logrado si genios como Mauro se hubiesen dedicado a la medicina o la física?

96 pensamientos en “Los físicos y matemáticos que hundieron Wall Street

    • Pareces no entender el artículo. Sus ecuaciones estaban bien siguiendo lo que había sucedido hasta el momento. Las políticas económicas, o mejor dicho empresariales, que seguían los bancos fue lo que hicieron que se descontrolara todo.

      • También me parece fallar tu argumento; ¿tanto talento contratado para realizar ecuaciones que sólo contemplaban lo que había sucedido hasta el momento? ¿Tanto talento a las órdenes de asnos al mando de la política económica?

      • Más triste es obtener tu Ph. D. dándole a la misma tecla del ordenador para obtener miles y miles de gráficas que no sabes lo que significan y otros analizan y luego ver tu nombre como firmante en un artículo con más de 2000 individuos y no saber por qué está ahí y no estuvo en otro anterior o no estará en otro posterior.

        Esto es un ejemplo de trabajar en un un subgrupo de un subgrupo de un grupo de LHC (CERN) y tener por “jefe” un idiota que nunca entendió nada y que sobrevive haciendo lo que le mandan a tiempo a costa de decenas de becarios o alumnos de máster en su trabajo “fin de máster”.

        La ciencia empírica más desarrollada y sofisticada, la Física, hace mucho tiempo que se convirtió en una industria más parecida a Hollywood haciendo Robocop III que a Hollywood preocupada del cine como arte.

        Prácticamente ninguna actividad humana es, en REALIDAD, lo que los humanos que la practican nos muestran y predican.

        La Física hace mucho que dejó de ser una actividad y se convirtió en una industria más con sus relaciones empresariales, sus chanchullos, sus impagos, su markerting y sus engaños (¿por qué no volver a publicar lo que hizo el jefe hace 30 años ?).

        De momento, que la Ciencia Empírica sea tan global y masiva parece garantizar que lo que sobrevive en el tiempo sea verdadero, aunque hay algunos ejemplos recientes que indican que el fraude y el engaño (sobre todo en Biología) son amenazas cada vez más sólidas.

        Conozco empíricamente de qué hablo y escribo.

      • Miquel dió en el clavo. Yo pasé tres años haciendo un trabajo que nadie más podía hacer y recibí muchas ¡felicitaciones!
        A la verga la ciencia y si me quieren en un banco allá iré.

    • Más triste es ver como los banqueros cobran cientos de veces más que uno con doctorado de física.
      Mejor me hubiese ido en un banco que seguir investigando en este país

  1. Pingback: Los físicos y matemáticos que hundieron Wall Street

  2. Muy buen análisis del asunto. Me gusta en especial el ultimo párrafo 🙂

    Creo que a veces, entre tanta fórmula, tanta predicción, tantas cifras, perdemos lo esencial: el sentido común; una abuelita sabia le podría haber dicho a esta gente: ¿Pero no veis que va a reventar?

    Pero no, no lo veían, creo que estaban ciegos de ambición. Si una fórmula matemática hubiese predicho que un ser humano puede correr y correr sin descansar, aumentando la velocidad un poquito cada día que pasa, lo hubiesen creído a pies juntillas porque las matemáticas lo predecían, y habrían olvidado que el ser humano es mortal. De hecho, eso es lo que han hecho con lo del ladrillo: han olvidado que somos mortales.

    • ¡Qué buen comentario! La moraleja es que no hay que perder de vista el sentido común en este tipo de asuntos… si lo aplicamos llegaremos, a través del principio de precaución, a anteponerlo a cualquier predicción matemática basada en datos o series incompletas de tiempo. Es decir, que la abuelita resulta más sabia que Mauro y todos los que le creyeron. No lo repitamos.

  3. Eso que hacen casi es pseudociencia, casi están inventando unas reglas absolutas para algo que es totalmente humano, circunstancial y voluble. En el fondo es crear una ficción de la nada, como todo el mundo financiero actual.

  4. Decía un economista. -de la rama ‘institucionalista’, refiriéndose a todos estos cuantitativistas, que “los números se pueden torturar hasta que confiesen…”

  5. El error de base fue considerar la economía financiera como una ‘ciencia’. Ni la historia, ni la política, ni la economía ni nada que contemple variables tan volátiles como las relaciones y los intereses humanos pueden confundirse y mezclarse con ciencias puras. De todos modos, el capitalismo está condenado a estas explosiones cíclicas ya que se basa en la falacia del crecimiento infinito. O guerras mundiales o burbujas que estallan para dejar una capa de detritos que contaminarán nuestro mundo durante décadas. Arrasar para empezar, con bombas atómicas o terrorismo financiero.

    • El error ha sido, es y será intentar modelar algo tan complejo mediante ecuaciones. Está visto que el mundo está lleno de listos-idiotas que no saben tras lo que andan. Es como pretender que todo el comportamiento del sistema operativo Windows o Linux, quede reflejado en unas cuantas ecuaciones. Por cierto, uno de esos “listos-idiotas” fue Einsteín, que trató durante mucho tiempo conseguir las “ecuaciones” que unifican y describen el comportamiento del Universo. ¡Casi ná! ¿Cuándo piensan los físicos aparcar las ecuaciones (que por narices sólo pueden modelar localmente), y pasarse a desarrollar algoritmos físicos globales? ¿Hasta cuándo va a reinar la MEDIOCRIDAD que impera en todos los ámbitos? ¿Será cierto que las guerras son inevitables para salir de situaciones así?

  6. Creo que le argumento general del artículo es falso. Los economistas y la gente que modelaba los sistemas eran conocedores de la debilidad racional de los principios que inspiraban los modelos (teoría del comportamiento racional de los agentes y racionalidad perfecta de los mercados). Está muy bien explicado en, por ejemplo, La torre de la arrogancia, de Antón Costas y Xosé Carlos Arias, editorial Ariel, 2011.

  7. bueno!!, zaratrusta, quien fue a hablar..me gustaria ver lo que has sido capaz de originar tu en este mundo..
    pienso que los articulos de Principia M. son solo informativos y esclarecedores para un publico general, si a ti te gustan cosas mas “duras” te las puedo sugerir…
    mi opinion al respecto del articulo es que esto es un ejemplo del cambio de variable que ocurre en el modelado de sistemas no-lineales.

    P>D: escribo desde un teclado ingles..

    • pues si lo que vales es lo que originas… como lamedor vas a prosperar mucho. no tienes nada que sugerirme que no conozca si de duro u obsceno se refiere. suerte con tus clases de inglés hijo

      Toronto 6/7/2003

  8. Y lo peor de todo es que tras esta cura de humildad que les ha dado la realidad a teorizadores físicos y matemáticos, no escarmentarán y seguirán pensando que son semidioses y que todo o casi todo pueden preverlo y predecirlo. Esto es lo más grave, porque con esta mentalidad nos la volverán a jugar a todos.

    • Tiene razon. Una opinion sobre los matematicos:

      Las Matemáticas son una ciencia excelente, pero los matemáticos no suelen valer ni un ardite. Ocurre con las Matemáticas casi lo mismo que con la Teología. Así como quienes se consagran a esta última pretenden, sobre todo si ocupan cargos públicos, gozar de cierto crédito especial de santidad y una mayor afinidad con Dios, aunque muchos de ellos sean auténticas nulidades, también los denominados matemáticos exigen a menudo que se los tenga por
      pensadores profundos, aunque entre ellos abunden los mayores zopencos que encontrarse pueda, ineptos para cualquier trabajo que no pueda reducirse sin más ni más a aquella fácil combinación de signos que es obra más de la rutina que del pensamiento.

      Lichtenberg, catedrático de Química y de Matemáticas, en Gotinga en el siglo XVIII. Citado por Jose Luis Fernandez Perez. Leccion inaugural Universidad Autonoma de Madrid. 25-9-2001.

      Y encima los banqueros los compran a granel, para que racionalicen su avaricia. En fin, un mercado este de los matematicos como otro cualquiera.

  9. Todos los modelos matemáticos de proyección se basan en la estabilidad de los datos del pasado. Si se ponen estas herramientas en manos de quienes juegan con dinero sin considerar sus propios efectos en el modelo, el problema no es de los matemáticos sino de quienes no saben matemáticas.

  10. La economía es una disciplina que se ha querido hacer “mayor” matematizándose a través de complejas ecuaciones. Pero las ecuaciones se forman con elementos, que si no son reales los resultados tampoco son reales. Las leyes matemáticas y sus ecuaciones no fallan, lo que falla es el “abuso” que de ellas se hagan. La crisis actual no es producto de leyes físicas o matemáticas, es el producto de la avaricia y codicia de los poderosos que al final terminan corrompiendo todo.

  11. Ahora la culpa la echamos a físicos y matemáticos por intentar buscar una salida laboral? Y quién contrató a esos físicos y matemáticos? Va a resultar que “los de siempre” no tienen ninguna responsabilidad (como siempre). Yo, como ingeniero textil, voy a ver si la NASA me contrata para tejer sus comunicaciones en un futuro viaje a Marte… me temo que la cosa no funciona así, o si?

  12. Un libro muy recomendable a cuento de este artículo es el “Fractales y finanzas” de Benoît Mandelbrot. En el libro se apunta, siguiendo el hilo conductor de la teoría fractal, sobre la no validez de ciertos modelos debido a una hipótesis erróneas que suponen un mundo lineal en lugar de fractal. A los que le haya gustado la entrada del blog les gustará también la lectura del libro. Saludos

  13. Soy matemático y luego estudié en el CEMFI de Madrid. Me imagino que no me vais a creer, pero os puedo asegurar que el problema es mucho más simple que todo eso: el problema es sencillamente que los modelos matemáticos no funcionan porque el ajuste (lo que se conoce como R2) es muy bajo. Lo que pasa es que nadie lo dice para no “romper la rueda”. Asi de simple.

    • Yo tambien soy matematico, de hecho me dedico a ello, y como tu dices, el problema es que las bases sobre las que la ecuacion de Scholes funciona no son ciertas. Ahora, explicale eso a los que aplican el modelo en la practiva… Ellos se limitaron a darle a la ecuacion sin acabar de enterder lo que se hacia… el resultado, ya se sabe…

  14. “Esa demanda provocó que los bancos comenzaran a dar hipotecas a personas que difícilmente podrían devolverlas.”

    Hay que explicar que al expresión “difícilmente podrían devolverlas” significa en muchos casos que eran hipotecas a tipo variable.

    Los tipos hipotecarios subieron por la carestía alimentaria y del petróleo y las hipotecas se hicieron inviables al subir los bancos centrales los tipos de interés. No eran inviables en su mayoría en el momento de la constitución de la deuda hipotecaria.

    ¿Por qué, qué movimientos produjeron el rally de precios del petróleo de 2007-2008?

    Misterio (al menos para mí).

    Una lección de aquel fenómeno es que los tipos hipotecarios deberían de estar sujetos a un ajuste forzado (obligado) por los precios del propio sector (casas construidas, terrenos y alquileres) y no sujetos a los incrementos de tipos que los índices generales de precios inducen a través de los tipos oficiales de los bancos centrales. Para evitar que este incremento de tipos fuera a incrementar el beneficio de los bancos, habría que crear una tasa sobre ese extra (los bancos aumentarían su beneficio para compensar la prevista caída de demanda de crédito hipotecario, pero de manera corregida por la tasa sobre la diferencia aumentada sobre el tipo oficial, digamos por ejemplo, el euribor a seis meses).

    Así se podría controlar la burbuja inmobiliaria sin esperar a que el incremento del precio del petróleo o los alimentos o los servicios lo hagan a través de los tipos de interés oficiales.

  15. Evidentemente basar las ecuaciones en datos de los últimos 20 años parece poco inteligente, pero el problema real es trabajar -o más bien ser explotado- para ambiciosos sin escrúpulos, en general ignorantes del trabajo que exigen, que, tristemente, son los que detentan el poder real, el del dinero.

  16. Por mucho físico,matemático,ingeniero o el título que se prefiera
    elegir,si los productos que se ponen en los mercados no son
    supervisados por expertos en la circulación y los efectos de esos productos en sus mercados, el resultado siempre es caótico.
    mercados, los resultados suelen ser siempre caóticos.

    • Si hubieran habido muchos expertos cualificados, no se habría dado ni un solo crédito hipotecario y la gente no tendría casa… el mayor problema es la herramienta de la avaricia: el interés. La gente cuando pidió hipotecas sabía lo que le tocaba pagar, pero claro, el interés sube y sube y tu a pagar… si no te quitan el piso. Al final quienes ganan son los de siempre y l*s pobres matemátic*s y físic*s que fueron contratad*s para crear estas fórmulas se vieron afortunad*s al encontrar un trabajo (seguramente mejor remunerado que ser camarer* o barrender*).

      • JAJAJAJAJAJAJAJAJAAJAJAJAJAJAJA pobre ignorante. Ya quisieran ustedes los mortales comunes poder tan siquiera comprender un 10% de lo que puede hacer un físico o un matemático.

  17. Pingback: Los físicos y matemáticos que hundieron Wall Street | hermano_temblon

  18. Lo realmente triste de esto es que si un genio como Mauro se hubiese dedicado a la física muy posiblemente habría ido encadenando un contrato malo tras otro hasta verse finalmente con 32 años, una esposa y quien sabe si algún hijo, sin un contrato fijo y sin muchas perspectivas de encontrar uno.
    O quizás habría acabado como profesor en algún sitio donde la burocracia y el papeleo no le dejarían tiempo para hacer nada de investigación.
    Como ya comentó alguien antes, por desgracia, el famoso mundo de la academia no es tan bello como parece desde fuera

  19. El problema de toda la matemática financiera es que es una simple tapadera de la ideología por lo que fracasa una y otra vez, pero no importa ya que poco después aparece otro supuesto científico con una nueva teoría o modelo que permite otro nuevo engaño. Y mientras tanto algunos se enriquecen a costa del resto. Este es el problema de llamar ciencia a lo que sólo es ideología al servicio de las grandes corporaciones financieras. Salvando las distancias, es equivalente a los famosos estudios pagados por las multinacionales cosméticas para justificar la bondad de sus cremas, crecepelos y demás estafas. http://diario-de-un-ateo.blogspot.com

  20. Me parece que el artículo no repara en el hecho de que el único objetivo de esas formulaciones es permitir que alguien realice un negocio, un gran negocio. Y vaya si lo consiguieron. Al mercado le trae sin cuidado si un pobre diable pierde su piso, su dinero, si termina en la calle mendigando, o si se muere de hambre (esas hambrunas de Africa también están avaladas con fórmulas matemáticas, que enriquecen a unos pocos). O acaso esos “hombres de negro”, que recomiendan a portugueses y griegos rebajar una y otra vez los salarios, incrementar las jornadas laborales a 13 horas diarias y despedir a miles de funcionarios…, tienen en cuenta los Derechos Humanos. Lo único que les importa es seguir haciendo caja, que sus intereses estén garantizados, y que la prodigiosa rueda matemática de la fortuna siga su curso.

  21. En mi humilde opinión, todo esta calculado… hasta el desastre y caída del sistema, simplemente la crisis da mucho beneficio y permite instaurar las medidas políticas de perdida de derechos, represión, fascismo… que en una época de paz y prosperidad no es posible aplicar (ver teoría del shock).
    Un saludo

  22. A grosso modo, el principal problema de todo este asunto era que físicos y matemáticos sin conocimientos de economía hacían modelos económicos para que economistas sin conocimientos en física ni matemáticas los aplicaran.

    Además, como bien señala el artículo, muchos supuestos de partida de dichos modelos son erróneos, como por ejemplo el hecho de asumir que el valor de un activo financiero sigue una distribución gaussiana, cuando no es así; asumir que los agentes son racionales; olvidarse del error paramétrico en las estimaciones…Otro gran error fue la falta de regulación y supervisión de los mercados financieros, tipos tan bajos, primas de riesgo sospechosamente bajas, etc.

    Todo se resume en una sola idea: ausencia de sentido común, pero no creo que en general fueran conscientes de su fallo. Nadie hace por hundir su propio barco (aunque muchos se acercaron demasiado al abismo, como las agencias de rating)

  23. Que hay de los fisicos y matematicos que desde dentro del mundo financiero han criticado por décadas el mal uso de matematicas en finanzas? Por ejemplo, por que no escribes sobre lo que Paul Wilmott (http://www.wilmott.com/) y parte de la comunidad de quants pensaban de mucho mal-uso de las matematicas antes de la crisis?

    Y que hay de los directivos y superiores que querian creer a los físicos y matemáticos incompetentes que prometían millones de revenue a costa de unos productos que en realidad eran tóxicos. La administración del sector financiero no tiene culpa?

    Cualquier persona con experiencia trabajando en un proyecto con una mínima jerarquía segura que esta harta de ver a ejecutivos senior patrocinando a los técnicos que promenten el futuro mas feliz en detrimento de los técnicos mas realistas.

  24. Soy profesor de economía en la Universidad desde hace años, y una de las cosas que más he comentado es cuánto no hubiese avanzado la humanidad si el talento de mis alumnos, y de tantos miles y millones por todo el mundo, se hubiese dedicado a mejorar la vida de las personas, y no al simple hecho de ganar dinero, de cualquier manera, y cuanto más, mejor.

  25. Los algoritmos de alta frecuencia, cada vez dominan mas los mercados, pero en Europa fue el MEDE quien firmó nuestra sentencia, el pasado 29 de Junio, se firmo un acuerdo para dar dinero ilimitado para los bancos al creando un nuevo marco legislativo, “es decir lo que yo entiendo margen de la ley” porque dicho acuerdo se creo bajo una legislación que segun se puede leer en sus articulos podemos decir que se encuentran al margen y que son intocables. Han firmando nuestra sentencia en Europa, nos han traicionado y poco de esto nos han contado:
    http://www.bolsalibre.es/articles/view/el-mede-golpe-de-estado-a-europa

  26. Ni la sofisticación ni la confianza en una formulación matemática pueden cambiar las leyes de la termodinámica. En 2006 según la Agencia Internacional de la Energía se produjo el pico de producción del petróleo. El sistema capitalista necesita de energía CRECIENTE para poder crecer. Al fin y al cabo todas estas fómulas parten de la premisa que son los mercados y no la energía los que generan el crecimiento económico. De nada sirve atenerse a patrones históricos cuando estamos en un momento único en la historia de la humanidad. Esta es una crisis de futuro. Si Mauro se hubiese dedicado a la medicina o a la Física, hubiera ocurrido lo mismo.
    No fueron la sofisticación ni la complejidad los que produjeron esta debacle, sino la incapacidad de ver lo obvio: que no podemos crecer de forma infinita en un mundo finito. El resto, es épica de la estupidez.

  27. Lo que fallaba era la teoría económica, que consideraba el capitalismo incuestionable. Partiendo de un paradigma falso, de unas hipótesis erróneas, los cálculos, aunque estuvieran bien hechos, conducían a conclusiones erróneas.

    Otros matemáticos partíamos de premisas diferentes y llegábamos a otras concusiones. Pero, naturalmente, nos nos contrataban los bancos. Ni ganas.

    Rafael Pla López
    Licenciado.en Física y Doctor en Matemáticas

  28. No creo que sea justo culpar a físicos y matemáticos de esto. Ya el Profesor Stewart en una entrevista a La Vanguardia ( http://www.lavanguardia.com/economia/20120217/54255552033/ecuacion-matematica-causo-derrumbe-sector-financiero.html ) deja claro que el problema no fueron los matemáticos o físicos trabajando en el entorno financiero, ni siquiera la propia ecuación de Black-Scholes, sino que quienes tomaban las decisiones (que no eran matemáticos ni físicos) olvidaron muy pronto que para poder aplicar un resultado (ya sea en física cuántica, ya sea en economía) hay primero que comprobar que se cumplen las hipótesis que exige ese resultado. Olvidaron (o tal vez decidieron olvidar) que, como toda fórmula, como todo resultado matemático, su aplicación sólo está garantizada bajo unas condiciones. Aconsejo fuertemente leer la entrevista citada para hacerse una buena idea de lo que ocurrió.

  29. El problem no son loa físicos, ni los matemáticos. Las condiciones de contorno políticas y económicas externas al sistema en estudio, son intocables y así es imposible llegar a una solución integral.

    El problema esta en que las condiciones de contorno no pueden entrar en el análisis porque dejaría con el culo al aire a más de uno. Si queréis que funcionen los sistemas dejad que se tomen en cuenta esas condiciones de contorno secretas e intocables y si no, no os quejéis.

  30. Hombre, las cosas no iban precisamente bien para todo el mundo hasta 2007. Había gente desde antes de 2000 avisando de los riesgos y yo personalmente llevaba convencido de que nos íbamos a estrellar desde 2005 (aunque nunca pensé que de forma tan estrepitosa).

  31. De modo que los genios no cayeron en que los mercados no son entidades matemáticas de comportamiento exacto, sino gente intentando estafarse mutuamente a ojo de buen cubero…

  32. La verdad es que este artículo es muy malo, básicamente utiliza la falacia narrativa para justificar una argumentación que no tiene fundamento (por falacia narrativa quiero decir el coger datos y enlazarlos en una historia para que de una sensación de causa y efecto y que parezca por ello verdadera, algo que hacen los periódicos todos los días, por cierto). No creo que haga falta entrar en las razones de la crisis actual, que son muchas y bastante más complejas, diría yo, que culpar al modelo de Li, o ni siquiera al mercado de CDOs de los que habla el artículo. La ecuación de Black – Scholes, si de alguna crisis es culpable, y esto también habría que cogerlo con cuidado, es del “crash” de la bolsa en 1987, puesto que en esa época todavía se utilizaba hasta cierto punto como una descripción de la realidad, y el hecho de que se basa en hipótesis no realistas (en particular que el mercado se mueve de forma poco abrupta) pudo tener peso en la caída de la bolsa. Pero aún así esto es una hipótesis no 100% confirmada. A partir de entonces se ha utilizado en los bancos básicamente como un convertidor de precios de mercados, una forma de poder comparar diferentes precios de opciones en un sólo parámetro. A pesar de lo que se suele decir en libros como “Fractales y Finanzas” de Mandelbrot, los quants de los bancos sí que utilizan modelos que incorporan la posibilidad de movimientos bruscos (“black swans” si se quiere) y en cualquier caso nadie se cree que esos modelos reproduzcan la realidad, máxime cuando ya está claro que en economía se da mucho el tema de las profecías autocumplidas, y los modelos a veces se cumplen porque la gente cree que se tienen que cumplir (eso habría pasado hasta 1987 con el mercado de opciones). Ademas, en general la actividad del quant en un banco se basa mayoritariamente en tratar de compensar el riesgo de mercado que tienen los derivados que vende, a base de tratar de replicarlos con productos más sencillos. Esto se hace porque el cliente que compra derivados lo hace porque quiere asumir un cierto riesgo, o protegerse del mismo (como si fuese un seguro), y el banco no quiere asumir el riesgo contrario, para lo cual utiliza una teoría matemática basada en el trabajo original de Black, Scholes (y Merton) pero también muchos más luego, con la que un determinado derivado puede descomponerse en productos financieros más sencillos, que compra por otro lado de forma que la suma del derivado que vende más los productos sencillos tenga un riesgo menor, y así pueda seguir vendiendo estos “seguros” sin que termine quebrando. Obviamente los modelos se basan en hipótesis, y cuán buenos son replicando los derivados es algo que se hace en otros departamentos de los bancos, donde se pone a prueba la capacidad de los modelos de hacer bien esta cobertura del riesgo. Vamos, que como toda actividad humana, la venta de derivados puede llevar a que la codicia pueda con la honestidad, pero esto nada tiene que ver con los modelos matemáticos ni con el trabajo de los “quants”, que en última instancia es de cobertura de riesgos para que el banco pueda seguir desarrollando la actividad de derivados, actividad que pese a lo que se dice en los periódicos no se demanda únicamente para especular, sino también para cubrir contra riesgos, generar liquidez, y disminuir costes de financiación.

    • En cualquier caso la industria financiera bebe mucho más de la economía que de la ingeniería y, en consecuencia, de una ciencia social que por muchas herramientas formales que utilice sigue siendo una disciplina sujeta al concepto de ser humano, con todas las singularidades que ello implica. Ignorarlo es simplemente vender humo.

  33. Algo así se relata en el libro el cisne negro de Nassim Nicholas Taleb. Muestra como la mayoría de la estadística financiera se sustenta sobre la “normalidad” y que cualquier evento que escape de ahí, provocará un descalabro.

  34. Personalmente opino que en lo que preguntas en el último párrafo, creo que debes preguntar también: ¿Por que no se le ofrece el mismo sueldo a un físico que estudie X cosa que le motive y que no se dedique al sector financiero?

    En mi humilde opinión, creo que los banqueros son malos y aprovechados, en todos los sentidos. También he de decir que la gente que se mete en temas financieros (Hedge Found, firmas grandes dedicadas a temas de bolsa, etc) son porque necesitan dinero y en sus carreras no se les paga ni lo mínimo para vivir (carreras como matemáticas o física, entre muchas otras!). Entonces, vuelvo a la pregunta:
    ¿Si los físicos no trabajan de lo que sea, que harías tu, trabajar para un banco que algo te da de comer, o esperar a que te contraten en algún sitio más “digno”?

  35. El problema de base que describe la entrada es de origen metodológico. Si vas construyendo nuevos productos en base a la forma en que evaluas los riesgos estás afectando al sistema evaluado de modo que aplicas leyes cuantitativas no validadas de forma sistemática. Es como si Copérnico hubiera escrito sus estudios con tinta de agujero negro haciendo colapsar el sistema solar sobre la tierra desmontando sus propias afirmaciones.

  36. el nobel se lo dieron a scholes y merton que fueron los que fundaron la empresa Long Term Capital ´Management en el 93, y casi se cargan la reserva estadounidense y unos cuantos bancos de inversión en el 98. crisis gorda. lo cuenta nassim taleb en el cisne negro o rob lowestein en “when genius failed”. muy recomendables

    • Sin embargo, el problema de Long Term Capital Management poco tuvo que ver con modelos de los del estilo que se cuenta en este artículo. Primero, porque estos se utilizan para cobertura de riesgos de productos, mientras que en LTCM se basaba más en explotar correlaciones entre distintos mercados y establecer relaciones de arbitraje entre ellos. Segundo, porque el problema de LTCM no fueron sus estrategias, que de hecho cuando se liquidó la empresa seguían siendo bastante rentables, sino que al ser tan exitoso como fondo todo el mundo empezó a tratar de replicar sus estrategias, de forma que el mercado se llenó de fondos con las mismas posiciones, y cuando empezó la crisis asiática, el cierre simultáneo de todas ellas debilitó muchísimo a LTCM. Aún así hubiese podido salir del paso, si no fuese porque precisamente tanta gente sabía que estaba en apuros, y otros fondos le hicieron “la guerra” hasta llevarla a suspender pagos. Una vez más, queda como exótico echar la culpa a los modelos, pero la realidad es bastante más complicada.

  37. Los números y las matemáticas con realidades abstractas que se pueden aplicar a la comprensión indicativa de la realidad material pero no a las ficciones falsas de riqueza como lo es la acumulación de capitales (dinero) tóxicos sin función de intercambio al extraerse del sistema económico de producción y consumo. En nuestro mundo hemos perdido la capacidad de distinguir entre lo que es realidad material y ficción o abstracción y cuando se mezclan y confunden aparecen los detonantes del caos.

  38. El gran problema de todo esto no es que lo sistemas estuvieran mal, que las predicciones fueran erróneas, que se tomasen como base datos truncados o que los modelos estádisticos derivados de estas muestras fueran consecuentemente inverosímiles. El problema de todo ello, es que si tú te equivocas tú pagas, pero si el sistema se equivoca, si la gente con poder no acierta, entonces, pagamos todos. Esta es una frase construida pero que alberga una gran mentira en su interior, NO, NO LO PAGAMOS TODOS, sólo lo pagamos los trabajadores, los peones de este gran juego, los que no hemos sabido y no hemos querido saber nada de todo esto. Pero tampoco enjuaguemos nuestras culpas, pues todo esto se hacía con nuestro dinero, del cual los únicos responsables somos nosotros mismos. Solo creeré libre de responsabilidad a aquella persona que guardase todo su dinero bajo su almohada, que nunca haya comprado ni una barra de pan para venderla un céntimo más caro después, que nunca se haya creído mejor y más lista que los de su alrededor. Yo no estoy libre de esos pecados, ¿vosotros?

    Un saludo,
    Lucía Palacio
    Prima de riesgo

  39. Pingback: Los físicos y matemáticos que hundieron Wall Street | Grace To You

  40. Pingback: Los físicos y matemáticos que hundieron Wall Street | Cuéntamelo España

  41. Los modelos de las matemáticas y la física funcionan bien cuando se basan en hechos comprobables y medibles, bien sea del pasado o hacia el futuro pero con un comportamiento estable y que no pueda presentar cambios abruptos.
    También en los modelos matemáticos existe lo que se llaman los límites, que es el punto hasta donde una representación matemática funciona, a partir de ahí puede no ser predecible.
    Existe otro concepto que son los valores de frontera para las ecuaciones matemáticas usadas en casos prácticos, que es en los rangos en que un modelo matemático funciona, fuera de estos rangos no aplica, aun a pesar que pueda arrojar resultados, estos no corresponden con la realidad.
    Esto es lo que pudo haber pasado mientras los modelos estaban en los rangos para los cuales los modelos matemáticos son aplicables, funcionaron muy bien y fueron aprovechados por los que sabían sus resultados, esta información precisa funcionó como información privilegiada reportando grandes beneficios, para ello trabajaron los físicos y matemáticos con excelentes resultados.
    Pero una vez los limites dentro de los cuales funcionaban los modelos fueron rebasados no se pudo tener información predecible, entonces la culpa se la hecharon a la matemática y a las personas que modelaron el comportamiento financiero, ya que no podían tener información privilegiada para sus intereses.

  42. Pese a que admiro tus post y suelo estar de acuerdo con ellos -me maravilló como describiste como Goldman Sachs creó una crisis alimentaria mundial- en este caso protesto airadamente.

    Según esto la crisis sería producto de un error, de una mala fórmula. Un “cisne negro”, algo así como un huracan ¡Nada más lejos de la realidad!

    El fascinante documental Inside Job describe magníficamente las practicas corruptas del sistema financiero ¿fue esta la causa de la crisis? Podríamos decir siguiendo a Aristóteles que fue la causa material, pero ¿Cual fue la causa eficiente? En realidad fueron las grandes fuerzas macro que gobiernan el mercado financiero mundial.

    Un post importante: la verdadera causa de la crisis financiera global

    http://laproadelargo.blogspot.com.es/2012/09/la-guerra-de-divisas-ii-el-origen-de-la.html

  43. ¿Contemplaban esas ecuaciones las variables de las emociones, los eventos geológicos, las revueltas sociales, los rumores impactantes, la credulidad de las masas…y los múltiples factores de dependencia?.
    Diego de Torres Villarroel, el famoso Piscator Salmantino, primer catedrático de Matemáticas de Salamanca, confeccionaba horóscopos a la carta, perfectamente protocolizados con su firma para “garantizar futuros”. Una repetición, en el Tiempo, con la correspondiente carga de calidad.

  44. Pingback: Los físicos y matemáticos que hundieron Wall Street « difisin

  45. En realidad no fallaron. La Artificialeza, no la Naturaleza, está escrita en lenguaje matemático. Ellos ampliaron el escenario posible creando producto nuevo. Como la inteligencia está proscrita en la merienda de negros en la que vivimos, las clases oligócratas seudorojiles de la muerte se encargaron de difundir la idea del buen salvaje y lo malo-malotes que eran los tipos de las ecuaciones. No es la inteligencia que tengas, sino la que te dejen usar. Incluso siendo legal y moral ciento por ciento.

  46. Vamos a ver… las ecuaciones son correctas, otra cosa es que los economistas no contemplen la variable TIEMPO extendida en el tiempo.
    las ecuaciones de li llevan su margen de error, muy pequeño, pero existía, no se creyó que fuera a ocurrir pero ocurrió.
    las mates no engañan, se engaña el ser humano al traducirlas en palabras.

  47. La decisión esta tomada, no existe nada mas claro que la clara de las yemas y es por eso que el dinero fluye en el agua a 5.2 md, los físico y matemáticos son inferiores a los economistas quienes dan una clara, de la clara en la clara de la humanidad humana.

Deja un comentario