Carta de amor de una mujer hermosa, libre y valiente


Amelia Earhart.

Amelia Earhart.

En la mañana del 7 de febrero de 1931, unas horas antes de contraer matrimonio, Amelia Earhart se sentó a escribir esta carta dirigida a su futuro esposo, George P. Putnam.

Amelia era ya por aquel entonces un mito de la aventura: en 1927 se había convertido en la primera mujer que cruzaba el Atlántico en monoplano.

Creo que esta es la carta de amor más hermosa, libre y valiente que jamás he leído:

Querido GPP,

Creo que debería dejar escritas algunas cosas antes de que nos
casemos, aunque ya hayamos hablado muchas veces sobre ellas.

Tengo que reiterarte mis dudas con respecto al matrimonio, mi sensación de renunciar a oportunidades en un trabajo que tanto significa para mí. Tengo la sensación de que casarme es una de las decisiones más estúpidas que jamás he tomado. Sé que habrá compesaciones, pero no puedo ocultarte mis dudas.

Para nuestra vida en común quiero que comprendas que no estarás sometido a ningún código de fidelidad y que yo tampoco me considero atada a ti. Si somos honestos, podremos evitar las dificultades que surgirán si tú o yo nos enamoramos de otra persona.

Por favor, no interferamos en el trabajo del otro, ni permitamos que el resto del mundo contemple nuestras alegrías o desacuerdos. En este sentido, voy a tener que mantener algún lugar donde pueda ser profundamente yo misma. No puedo soportar los confinamientos, por muy atractiva que sea la jaula.

Debo exigirte una promesa cruel: que me dejarás marchar dentro de un año si no hemos encontrado la felicidad juntos.

Voy a tratar de hacerlo lo mejor posible y ofrecerte esa parte de mí que conoces y que tanto quieres.

A.E.

George y Amelia contrajeron matrimonio aquella misma tarde y permanecieron juntos hasta la trágica desaparición de Amelia en 1937, cuando intentaba circumnavegar la Tierra en monoplano.

(h/t a Maria Popova por esta joya)

PD.- Después de escribir este texto, me llevé una maravillosa sorpresa.

141 pensamientos en “Carta de amor de una mujer hermosa, libre y valiente

  1. Pingback: Bitacoras.com

      • Creo que dice libertad personal, no empresarial. La libertad en hacer el trabajo de cada uno con la posibilidad de innovar y añadir aspectos creativos sin tener que ceñirte a lo preescrito bajo pena de muerte.

      • Las cosas que dicta la mente…. ella no está siendo libre ni trabajadora con esa carta….

        Esta siendo HONESTA con el hombre que la ama, haciéndole saber sus anhelos de vida… y dándole la oportunidad a él de retirarse si ese estilo no es lo que busca como esposa… ella ofrece una vida en pareja a partir del respeto por la individualidad, y le propone a él que sea feliz, NO QUE LA HAGA FELIZ, ella sabe como ser feliz.

    • ¿Pero qué libertad hay para la mujer trabajadora obligada a vender su fuerza de trabajo para poder sobrevivir? Ninguna, y si a eso añadimos que luego llega a casa y tiene que realizar las tareas domésticas, pues eso se llama esclavitud, muy capitalista y liberal, pero esclavitud.
      Lo que, por cierto, no le pasa a la hija de Koplowitz, la pone de presidente de la multinacional su mamá y tiene una legión de servicio doméstico para cuidar de sus mansiones.
      En el capitalismo sólo hay libertad para una minoría que explota a la gran mayoría.

      • Creo que algunas personas nos saben lo que es la libertad personal ni aunque se la tropiecen de frente y se abran la cabeza contra ella…
        Incluso preso uno es dueño de su espíritu…

      • Hanna, triste y acertado. siempre buscamos excusas en la coacción externa para no enfrentarnos a nuestra esclavitud interna

      • Sres. la liberta tiene un precio en todos los estadios , no por ser millonario tienes libertad , todo tiene un costo , el problema es si te ubicas en el primer escalón de maslow , lo indispensable , cuando estamos luchando por sobrevivir , cobijo ,comida , seguridad , mal podemos hablar de realización personal , esta escala viene después de cubrir tu necesidades básicas , y las de pertenencia.En todo caso ser pionero a cualquier nivel económico es un reto , pues la esencia no esta en el poder económico , si no en desdeñar la aceptación o no del entorno , referida a nuestra acciones , esto con una firme convicción en lo que hacemos . OJO “Herrado o acertado”

      • Disculpa, pero yo trabajo porque me da la gana, porque me gusta lo que hago y porque esa es mi vocación, no una esclavitud. Y cuando llego a casa, tan cansada como mi pareja, los dos hacemos las puñeteras tareas juntos. Así ha sido desde el primer día y yo nunca aceptaría otro arreglo. Vamos a dejarnos de capitalismos y esclavitudes. La sociedad es machista de narices, pero si en tu casa eres una esclava hoy día es porque quieres, porque te has rendido, porque no has sabido elegir a tu compañero o vete a saber por qué razón. En cualquier caso, es problema tuyo.

      • A eso se llama comunismo, a ver si no hemos aprendido nada de la realidad en la historia, unos pocos han esclavizado a millones en beneficio propio.

    • Creo que algunos/as no ven lo que tiene delante y viven en la inopia, presas de filosofías o religiones para consumo de clase media y tranquilidad de espíritus que conviven con la miseria ajena sin importarles nada.
      Libertad es la conciencia de que estamos condicionados y limitados socialmente, lo demás, lo que no sea conciencia, lo dicho, filosofía barata de clase media (mediocre viene de media).

  2. Pingback: Carta de una mujer libre a su prometido antes de casarse

  3. No hay nada mas sincero que mostrar tus dudas…. Casarse en los a˜õs 30, suponía demasiadas renuncias… en el XXI, la situación no ha cambiado del todo. En mi opinión lo que ata, no es un marido/una mujer. Lo que ata son los hijos.
    Amelia murió buscando una isla mal localizada en su mapa… una lástima, porque hubiéramos podido escucharla y leerla mas…

    • Los hijos te atan si los tienes sin querer tenerlos realmente. Quien quiere tener hijos, no lo considera una atadura sino ante todo felicidad y una inversión a largo plazo. Lo mismo que quien se casa sin quererlo realmente, también es una atadura.TODO lo que se hace por imposición sin realmente desearlo, es una atadura.

  4. Es preciosa, pero yo que llevo unida a mi ‘waifo’( derivado de wife) una eternidad, me moriría si me dijera que se va. Le dejaría ir, por supuesto, pero destrozada.

    • La vida es bella pero muy corta.Sinceramente te aconsejo q sueltes a tu*BAIFO* y veras como vuelve tarde o temprano a tu vera.Please sueltale las riendas…

      • Abre su jaula y déjale partir, si vuelve es por voluntad propia, si no, es que era un prisionere contra su voluntad.

  5. “en 1927 se había convertido en la primera mujer que cruzaba el Atlántico en monoplano.”

    ¿Qué hay de mérito en pilotar un avión siendo mujer?

    Nada más despreciable que el chovinismo femenino. Puro hembrismo, y de lo que el feminazismo es sólo su lógica expresión política.

    • Hoy hay mujeres que pilotan y no es noticia, pero la noticia está en que era 1927. No en la capacidad de las mujeres para hacerlo. Esa capacidad la demostró ella al ser la primera en hacerlo. Por eso, te recuerdo que el feminismo sólo es la lucha por la igualdad de oportunidades. Y nada más despreciable que alguien q no lo persiga.Saludos

    • Qué cansinos los neomachis con esa nueva palabrita, “feminazi” que utilizan como comodín hasta para comprar el pan. El nivel de paranoia ha subidos mucho entre algunos trolls de la red. A ver cuando se dan cuenta que valorar la lucha de las mujeres por salir del encierro en el que llevaban siglos metidas no es ser ni feminazi ni femipollas,…es ser humanista y es un acto de reconocimiento a la evolución de la especie humana…y desgraciadamente queda mucho, mucho, por evolucionar. Espero que no nos vayamos a la mierda antes, o arrastremos al resto de vida del planeta con nosotros.

    • Lo de feminazis lo ha puesto de moda ese peazo de macho ibérico llamado Pérez Reverte. Reconozco que, a su lado, soy un mariquita, incluso John Wayne.

      • precioso, mas alla de eso y obviando la subnoramlidad y lo retrogrado del amigo que desprecia el hecho de que una mujer consiga por primera vez tener la oportunidad de sobrevolar el Alántico.

        Si leyeras a Reverte, entenderías que el particularmente emplea el término contra el fanatismo de la mujer no como ataque a la libertad de la mujer y yo al menos en eso coincido, desprecio el fanatismo sea cual sea.

        Parece que tengamos que aceptar estupidamente lo politicamente correcto y radicalizarnos en su causa como borregos.

      • ¿El fanatismo de Pérez Reverte también, cuando llama hijos de puta a los diputados o algo le cae mal, que es todo menos él mismo?
        ¿Otro con lo de todos los extremos son malos?

      • Quien afirme que Reverte es machista ni le conoce ni la he leído en su vida. Reverte utiliza el término “feminazi” a esa clase de mujeres (Y HOMBRES) tan inteligentes y sensatos como para exigir Reinas Magas en las cabalgatas, confundir vergonzosamente “sexo” con “género”, invertir dinero y tiempo en investigaciones de gran importancia (como aquella para demostrar que el famoso oso, el del madroño, era una osa) o tumbarte una tesis doctoral por no usar el “los alumnos y las alumnas” y limitarte al plural “los alumnos”, esa cosa machista de nuestro idioma falócrata. Con ese término se refiere a ese tipo de personas, las que confunden el feminismo con un hembrismo tan cateto y sinsentido como el machismo, las que se creen con derecho a decirnos a TODAS las mujeres cómo debemos ser (si te quedas en casa con tus hijos eres una sumisa imbécil, si te reincorporas a tu trabajo enseguida eres una madre desnaturalizada, sensacional, viva la solidaridad, la igualdad, el respeto a las decisiones personales… coño, y yo que pensaba que el feminismo era justo eso, poder elegir!!)
        La imbecilidad no entiende de sexos. Soy mujer, soy feminista y admiro y respeto a Reverte. No quiere decir que esté de acuerdo con sus ideas SIEMPRE (afortunadamente sé pensar por mí misma y no considero un dios a ningún señor, por mucho que me entretengan sus libros o sus artículos, que no siempre lo hacen). Pero mira, como mujer y como feminista no tengo el menor problema en que alguien opine que soy idiota o que me equivoco. La igualdad también es eso, poder llevar la contraria a una mujer sin que eso te convierta en un cabrón ni forzosamente en un machista. Un machista no es quien se atreve a disentir de una mujer o de las ideas y métodos de una corriente feminista. Un machista es quien no respeta por no tener pene, punto. Alguien que te ningunea, que generaliza sobre todo un sexo, o que se muestra condescendiente contigo como si fueras mema o te pudieras romper. Reverte no hace nada de eso. Rebate y discute con las mujeres precisamente porque sabe que puede hacerlo, porque las considera iguales. Insisto en que no siempre coincido con él (acaso tenemos que coincidir en TODO con alguien para respetarle?), pero dudo que se pueda llamar machista a quien afirma que las mujeres tienen una sabiduría especial sobre la vida que ningún hombre comprende, que son más valientes que los hombres, que soportan mejor el dolor físico y emocional o que en este siglo ellas serán (seremos) las que demos sentido y nueva vida a la literatura, que es justo su campo. Créeme, si le conocieras jamás dirías que es machista. Es alguien que dice lo que le da la gana, cosa que, por cierto, no difiere de lo que estamos haciendo nosotros aquí.

      • Por su dominio del lenguaje, el que responde es un conspicuo seguidor de Pérez Reverte, con seguridad. Imita su estilo.

      • Respetar a alguien no es imitarle. Decirle capullo y ladrón a un capullo y a un ladrón, no es fanatismo es sentido común y entre nuestros diputados hay mucho de unos y hay mucho de los otros.

    • Ah, es cierto. Los que defienden las libertades de las mujeres son huelebragas. No como vosotros, los machistones pajilleros. Típico eso de disimular la estupidez propia denigrando a quien es más inteligente o abierto que uno. Es lo que hace la ínclita Esteban: presume de ser analfabeta burlándose de quienes tienen cultura.

  6. Siempre he admirado a esta gran mujer y aventurera de la aviación, he aprendido mucho de ella. Es obvio el valor de su carta, pues la libertad de volar no se puede compartir. NAMASTÉ

  7. ¡Peazo carta! Eso sí, solo un par de comentarios lingüísticos: nunca había leído ni oído “interferamos”, y las cartas en español se encabezan por dos puntos, no por coma. ¡Un saludo! ;)

    • Es que ese “interferamos” está mal escrito. Si tenías duda haber consultado la conjugación por internet. Es “interfiramos”, presente del subjuntivo. Esto por un lado.

      Y por otro lado, esa carta no fue escrita en español, obviamente porque Amelia Earhart era natural de EE.UU. y en inglés, al escribir el encabezamiento de una carta, no va con dos puntos (:) sino con coma (,), de toda la vida.

      Así que teniendo en cuenta que esta carta expuesta en esta entrada procede de la lengua inglesa y es una traducción, se ha hecho lo correcto manteniendo los signos de puntuación originales y sólo cambiando la lengua. Así que esa coma está perfectamente puesta ahí, señor Javier Fernández.

      Saludos de una filóloga y traductora.

      • Buenos días, Loor:
        Sabía perfectamente que se dice “interfiramos”. Estaba intentando ser poco chocante, en la medida de lo posible. Yo también soy filólogo y traductor, y para cambiar una lengua, hay que cambiar también sus signos de puntuación; de ahí que las cartas haya que encabezarlas con dos puntos. Y sí, lo he consultado por internet: hay que encabezarlas con dos puntos.

        Mi comentario no pretendía herir susceptibilidades. Soy muy fan del blog de Principia Marsupia y me pareció una pena que disminuyese la calidad solo por unas faltas de ortografía.

        Saludos a ti también :)

    • Cuando mear fuera de tiesto se convierte en deporte, y se corre un rallye campo a través fuera del hilo de la conversación, salen snobismos tan absolutamente irrelevantes como éste. Coma en lugar de dos puntitos. Dios mío, llamad a los TEDAX!!!

  8. Muchas gracias Alberto, por un poquito de frescura en este momento, donde da la sensación que la intención es crear un sentimiento colectivo de oscuridad y agitación, pero que no llega a ninguna parte (aunque podría estar muy feliz de que desaparecieran algunos de la palestra… o todos!)
    En la línea de la carta, un poema de Borges:
    “Después de un tiempo,
    uno aprende la sutil diferencia
    entre sostener una mano
    y encadenar el alma,
    y uno empieza a aprender
    que los besos no son contratos
    y los regalos no son promesas”
    Buen día desde esa Andalucía, la profunda :-) A ver cuando te pasas por Graná!

      • Estoy completamente de acuerdo. Parece que está defendiendo la idea de no casarse porque no cree en el matrimonio y al mismo tiempo está mareando al otro al respecto. Pero supongo que eran otros tiempos…

      • En los años 30 tampoco lo era, para los hombres. Para las mujeres sí, salvo que estuvieras dispuesta a ser llamada “solterona” toda tu vida, soportar bromas crueles y, por supuesto, carecer de muchos derechos por no tener a tu lado a un señor que te representara. Algunos parecéis olvidar que no hace tanto que podemos estudiar, trabajar, votar, tener negocios y bienes a nuestro nombre, etc.

  9. A mi me parece una carta muy cruel, pero que desborda sinceridad. Una persona enamorada nunca escribiría una carta así. Amelia tenia un gran amor en su vida que era la aviación y sus retos, a los que ella dedicaba toda su pasión. Una mujer adelantada a su tiempo.

    • A mi también me parece una carta cruel y sincera. Esta mujer no muestra dudas sobre su actual relación, sino que teme que el concepto social del matrimonio destruya por completo su concepto de amor y vida en pareja, y previene de ello a su futuro marido. Es comprensible tener dudas y forma parte del ser humano. Creo que la duda permite la evolución del conocimiento, pero a la vez conlleva al retroceso de los sentimientos en una relacion. Si yo hubiera sido el marido esa carta me hubiera generado muchas dudas, en vez de ayudar a establecer unos limites de espacio y crecimiento personal sin ataduras, que es al fin y al cabo lo que ella reclama.

  10. Muy de acuerdo con miqule, es la actitud típica de la burguesía progre, los bobos, eternos adolescentes que no saben si vienen o van, lo quieren todo, casarse y vivir como solteros. Son hedonistas, gente de la que no te puedes fiar, desleales, y con los bolsillos repletos de dinero para dedicarse a sus aventuras.

    La libertad no es hacer lo que te sale del potorro, es hacer lo que se debe en cada momento. Claro que esto que acabo de decir viene a ser como hablar en chino.

  11. Hay que valorar lo de esta mujer en cuanto supone de lucha por la igualdad de derechos con el hombre en tiempos en que la mujer estaba mucho peor que ahora.
    Pero no olvidemos que se trataba de alguien de clase alta que se podía permitir esos lujos, lo de volar, si se quiere poner como ejemplo general ni era válido antes ni ahora.
    La liberación plena de la mujer sólo puede producirse en cuanto ser social que es, por tanto lo será sólo cuando se quite el yugo de clase explotada como trabajadora y cuando se elimine esta sociedad patriarcal que la somete en cuanto mujer.
    Lo demás, chorradas de neoliberales procapitalistas o de ignorantes pretenciosos que no saben de lo que hablan.

  12. Cada hombre y mujer ha de encontrar su forma de relación en pareja, luego con el tiempo se verá si la pareja es estable y si las personas son felices.

    • Estoy de acuerdo con Caro y tengo la impresión que muchos de los que han comentado esta carta no se han detenido a analizar los sentimientos de esta mujer.

  13. También hay hombres hermosos, libres y valientes. Lo señalo porque hoy día con la obsesión por ensalzar a las mujeres, parece olvidado todo lo positivo que se refiera a hombres.

  14. Quien firme hoy esta carta es que tiene serios problemas mentales. En su momento podía tener su razón de ser teniendo en cuenta el percal, es decir, que era una burguesa con dinero y tiempo libre, hoy no tiene ningún sentido. Primero, no es una carta de amor, es una carta de miedo al compromiso. Segundo, hoy no hace falta pedir a un hombre que te deje ir, si quieres te vas, a volar o con otro más guapo y rico, que suele ser lo normal. Y tercero, quien quiera vivir con su pareja sin casarse tb puede hacerlo sin problema de ningún tipo. Lo demás son pajas mentales.

    Un último apunte respecto a las “mujeres pintoras”. La respuesta hay que buscarla en las minas, ¿por qué la abrumadora mayoría de las mujeres no quieren ser mineras? ¿Por qué no piden cupos en las minas? ¿Por qué los cupos se piden en los museos? De algún modo todo el mundo entiende que si hay menos mujeres artistas se debe al machismo, pero en cambio ni se plantean la posibilidad de que las minas sean cosa de hombres exactamente por lo mismo. La mujer, por tanto, lleva mucho tiempo sacando tajada de ese machismo del que tanto hablan. Por otro lado, las mujeres rara vez se interesan por asuntos importantes, suelen ser más directas y pragmáticas, esta es la razón por la que la mayoría de los partidos de izquierda revolucionaria son plantaciones de nabos, y en cambio los partidos conservadores están plagados de mujeres. La revolución, el arte, la ciencia, etc, es territorio masculino y lo seguirá siendo por mucho tiempo. La cosmética, el cotilleo, el dinero, la moda, etc., es territorio femenino, ahí se encuentran muy cómodas. Naturalmente hay excepciones.

    • Xavi… ¿tienes amigas? Por que cualquiera que conozca a algunas mujeres (más de una, claro) sabe que la diversidad es tan enorme que tu comentario no se ajusta más que a unas pocas.

      Te aconsejo que consultes por internet la falacia naturalista. Confundes los hechos con los valores, y esto sólo es culpa tuya, no de la realidad.

      Y que las mujeres no quieren ser mineras, ya me contarás cuantos hombres sí quieren serlo. Pero “querer”, de verdad. De hecho, ¿por qué los hombres no quieren ser infermeras? ¿O señoras de la limpieza?

      La ciencia, el arte… si han sido territorio masculino no se debe a características naturales, sino a factores históricos, culturales y sociales. Por otro lado, no parece que los hombres, si nos ponemos a tu nivel de razonamiento, hayan hecho muy bien su trabajo (capitalismo, guerras, contaminación, explotación…).

      saludos

      • La lucha de las mujeres para poder ejercer el oficio de mineras ha sido larga y ha conseguido hoy su fruto: ya pueden serlo pero después de mucha lucha.

      • Efectivamente, se debe a factores culturales no naturales. Eso es lo que digo.

        Las mujeres pueden perfectamente dedicarse a los trabajos duros, si no lo hacen es porque no les da la gana. De hecho siempre han trabajado como mulas, en el campo y después en la industria con el incio de la revolución industrial. Gracias al machismo se zafaron de tales penalidades, la explotación de mujeres y niños se veía como una aberración, en cambio la de los hombres era y es muy natural.

        Las mujeres no son complejas, como suele decirse, son bastante fáciles de entender. Se mueven por intereses materiales casi exclusivamente, el romanticismo es cosa de hombres. Les gustan los hombres poderosos y con dinero, solo aceptan otros hombres cuando no pueden acceder a los primeros. Desde luego raro es el hombre sin trabajo que puede conseguir una mujer, cosa que no ocurre al revés. Y por supuesto las más guapas siempre están con hombres de pasta, incluso 20 o 30 años mayores que ellas.

        Vuestro problema es que tenéis completamente idealizada a la mujer como una víctima. Yo en cambio la veo práctica y conservadora.

        Nada impide a las mujeres pintar o hacer ciencia. Hoy hay más mujeres universitarias que hombres. Muchas exponen e investigan, si hay más hombres que exponen e investigan se debe a ese pragmatismo conservador de la mujer adquirido culturalmente. Es el precio de la protección y la comodidad. Los hombres viven menos que las mujeres, por qué será, ¿eso es biológico? ¿En qué gen está escrito? ¿No será que el hombre se come todo lo peor durante su vida?

        Las cosas cambiarán cuando las mujeres bajen a la mina y se tolere la existencia de amos de casa. Entonces, una vez la mujer sea despojada de su protección paternalista le empezará a interesar las cosas que hoy son mayoritariamente propias de los hombres.

        Las mujeres excepcionales, las que son capaces de mirar más allá de la cartera de un hombre, las que se interesan por algo más que el pisito, la ropa y el cotilleo, esas mujeres no se pueden dejar escapar. Tal vez si tuviese que reflejar en pocas palabras lo que es hoy una mujer diría que la serie Sexo en Nueva York las refleja a la perfección en su versión burguesa.

      • Xavi, tu madre era de las que pegaron el braguetazo o de las que se conformaron con un mindundi porque era fea?

      • Mi madre es del montón, de familia trabajadora, de las que se casaron con otro pobre. Eso sí, jamás pensó en volar, se dedicó a sus hijos, asumió su responsabilidad para con los suyos.

        ¿Tu madre dio el braguetazo? Seguro, y el niño o la niña le salió tonto o tonta.

      • Cómo os envidio a los que usáis lenguaje no sexista. Yo, mira que lo intento, pero nada.

        Mi madre? Nah, mi madre era como la tuya… ¡qué de cosas en común! presiento que éste es el comienzo de una hermosa amistad :D

      • Qué esperáis de un tipo que presume de su absoluta ignorancia sin ponerse colorado siquiera? Por lo visto no conoce a mujeres artistas, científicas, con carreras técnicas… pero claro, es más sencillo pensar “si no lo conozco es que no existe” que admitir “si no lo conozco igual es que soy un iletrado”.
        Lo dicho, otro amargado que se ha ido encontrando con todas las zotes superficiales de su barrio. Chico, no sé. Abre los ojos, observa las señales. Prueba a intentar relacionarte con tipas con estudios, creativas, con inquietudes, autosuficientes. Y aléjate de las chonis cortitas. Aunque, claro, quizá el problema sea que con las interesantes no te comes una rosca, y de ahí que vayas de boba en boba.

    • No sé si merece la pena contestarte, pero ya ves como las mujeres no nos interesamos por asuntos importantes, y … ahi va mi comentario.
      Seguramente has tenido muy mala suerte en la vida, has conocido mujeres simples, vagas, no te han dedicado el tiempo suficiente en la infancia adolescencia y madurez para estimularte para hacerte sentir querido,
      Esa sras se han dedicado a su territorio…cosmética,cotilleo,dinero,moda, o a irse con el mas guapo el más listo o el más rico y como se ve tu no eres y, asi te has quedado solo amargado y ciego.
      Soy matrona no trabajo en las minas , pero no creo que tú lo hagas tampoco.
      Cada dia trato con muchas mujeres y con sus parejas que las aman las adoran las respetan y las valoran y no no soy ni son la excepción somos la regla.
      A ver si te pones las pilas y sales al mundo.
      Lee, viaja, comparte y aprende quiza asi podras interesarle a alguna sra.

      • Uy, pero que conste que su madre se dedicó a sus hijos y asumió sus responsabilidades, no como esas taradas que pretenden trabajar o incluso pilotar aviones!
        Una duda: cuáles eran esas responsabilidades de tu madre? Y las de tu padre? Cambiar pañales y lavar ropa no, verdad? No, claro, los hombres no estáis para eso. Tu padre, de haber tenido medios, sí que habría podido ser piloto de aviones sin que tú creyeras que desatendía sus responsabilidades, verdad, cavernícola?
        He ahí las dos grandes paradojas del machista. La primera es que niega el machismo, pero lo predica a voces. La segunda es que expresa su desprecio por las vagas superficiales que sólo piensan en la pasta, los trapos, pescar marido y leer cotilleos, pero luego le hablas de una mujer que no quiso ser así y la desprecia igualmente. Un clásico.

      • Ya tardaba el asunto en tirar por lo personal, debate poco, insulto en abundancia.

        Nunca me han faltado mujeres, por eso precisamente os conozco bien. Tan bien que sé que a una mujer no se le conquista con lecturas, eso es hacer el ridículo, y sí con viajes, al menos cuando tú los pagas.

        Varias cosas.

        Primero, que yo no trabaje en la mina no niega el hecho de que la mayoría de los mineros sean hombres. Lo de la mina no hay que tomarlo literalmente, me refiero a cualquier trabajo físicamente duro y peligroso, lo mismo pasa en la mar o en la construcción. Los hombres se ocupan de ello y las mujeres se dan a la fuga. Esto no es por la debilidad de la mujer sino por su fortaleza, por su dominio de las emociones, por las ventajas que obtienen del chantaje apoyándose en el machismo.

        Segundo, no niego la existencia de mujeres excepcionales, digo que son pocas en comparación con los hombres. Es más, digo también que un hombre que se encuentre con una de esas mujeres no puede cometer el error de abandonarla, probablemente no encuentre otra en toda su vida.

        Tercero, nadie puede saber si una pareja se ama o no, eso solo lo saben los involucrados, los demás solo podemos especular al respecto. Quisiera aclarar que el amor y el interés económico pueden llegar a darse a la vez.

        Cuarto. No es ninguna especulación afirmar que no hay rico sin mujer atractiva, excepto los ricos maricas. El sueño de la mayoría de las mujeres consiste en trincar a un hombre poderoso y rico, si es guapo mejor, pero eso no es imprescindible. Esta es la base del taquillazo Pretty Woman y muchas otras ficciones del mismo corte, a las mujeres les encanta, se ven reflejadas en la historia. Lo contrario, es decir, que un hombre sea “salvado” por una mujer guapa y rica es impensable, una película así jamás sería un éxito. Precisamente porque a los hombres nos importa un bledo el monedero de las mujeres, sin descartar ciertos casos como extranjeros que quieren venir al asqueroso primer mundo, pero en condiciones normales ni siquiera nos fijamos en eso, en cambio las mujeres siempre lo hacen. Cuando no pueden encontrar un rico bajan el listón hasta la clase media, médicos, abogados… no les cautiva precisamente su inteligencia, eso les da lo mismo.

        Quinto. Esta pasión de las mujeres por la comodidad, que algunos achacan al cuidado de la prole, se expresa también en la política. Las mujeres son en su mayoría conservadoras. Se unen a las revoluciones una vez han triunfado, y lo hacen también por espíritu conservador, a fin de cuentas se trataría de un régimen establecido. Insisto, hay excepciones, hay mujeres que se han dejado la piel, pero una vez más, en comparación con los hombres son muy pocas. Por eso el PP está lleno de mujeres, y los partidos revolucionarios llenos de hombres.

        Sexto. Es también innegable la pasión de la mujer por lo trivial. Yo no me invento la industria de la moda, ahí está, mueve miles de millones. Las revistas de mujeres son propias de deficientes mentales, todas ellas enfocadas a sacar provecho a su cuerpo y al cotilleo. Este fenómeno en los hombres sigue siendo minoritario, a pesar de los enormes esfuerzos invertidos en crear una industria parecida para nuestro consumo. La mayoría de los foros de Internet dedicados a mujeres son un monumento a la estupidez profunda, en los foros de hombres suele distinguirse el humor de lo serio, en los de mujeres es imposible.

        Y por último, soy partidario de la liberación de los explotados, tanto de los hombres como de las mujeres, y de la igualdad. Para esto último las mujeres tienen que “bajar a la mina”. Las mujeres no son niños dignos de protección, eso de las mujeres y los niños primero se tiene que terminar, es una infamia. Los hombres tienen que liberarse del machismo, pues no somos nosotros quienes lo sostenemos sino vosotras. El machismo nos resta años de vida, a vosotras os regala años.

      • “como extranjeros que quieren venir al asqueroso primer mundo”?

        O sea, que también eres racistilla… tío, no te falta un perejil! Las mujeres debemos estar locas para dejarte escapar!!! :cool:

        Bueno, Xavi aparte (que es la mar de majo, sí, pero el post no va sobre él y creo que ya le hemos dedicado demasiadas líneas), la verdad es que entiendo perfectamente a lo que se refería Amelia en su carta.
        Lo de menos es el matrimonio en sí (que a fin de cuentas no es más que un papel); el fondo de la cuestión, creo, está en el miedo a conventirse en la mitad de algo, en fundirse, en perder identidad, en pasar de ser tú a ser la mujer de / la madre de.
        Yo soy madre y tengo pareja, pero intento, en la medida de lo posible, no renunciar a mi espacio, no “sacrificarme”, recordar que antes de ser madre y compañera ya era muchas otras cosas y que no debo renunciar a ellas (como no le pediría a mi pareja que renunciara a las suyas por mí), porque a la larga eso me haría infeliz y probablemente acabaría culpando de ello a alguien más.
        A mi hija la estoy educando para que sea una persona crítica, para que piense y se convierta en la persona que elija ser, no en la que le dicten que sea. Hace poco me preguntó “mamá, ¿por qué en los anuncios siempre son las mujeres las que se preocupan por las manchas de la ropa y los hombres son los científicos que les dan la solución?”. Y tiene 10 años.
        En fin, que podemos estar horas debatiendo si en tal o cual época el matrimonio era tal o cual cosa, si la tal Amelia era una egoista o una niña mimada que no sabía lo que quería, si las mujeres somos esto y los hombres aquello (en cuyo caso estaríamos hablando de género, socialmente construido)… o podemos simplemente leer esta hermosa carta de una persona que fue valiente no por montarse en una avioneta, sino por enfrentarse a sus dudas y compartirlas con la persona que amaba.

        Muchas gracias, Alberto, por compartir este precioso regalo con tus lectores. Me encanta cómo escribes; si estuvieras forrado serías perfecto :D :D :D

    • Vaya!! Un concurso de estereotipos imbéciles!!! En serio hay más mujeres en la derecha que en la izquierda? En qué mundo vives? Tienes algún dato que apoye esa afirmación, o es una mera paja mental tuya?
      Las mujeres no se interesan por las cosas importantes, claro. Lo suyo es el cotilleo, los cosméticos, el dinero, la moda… Ajá, ajá. En cambio los hombres sí que se interesan por lo importante, cómo no. El fútbol, el tamaño de sus penes, el porno, la cerveza, rascarse los huevos…
      Naturalmente hay excepciones. Claro. Algunos tíos no soportan el fútbol, y hay mujeres que no nos maquillamos. Qué cosas!
      Un dato: las mujeres en la universidad ya superan en número a los hombres, incluso en las carreras técnicas. Sí, en esas que siempre habían sido “campos de nabos”.
      Noticia: igual el mundo no es como tú crees. A lo mejor deberías escuchar más a las mujeres, elegir mejor con quién te relacionas (si te van las tontas del culo superficiales no es culpa de nadie, sabes?) y dejar de leer esas mierdas “para hombres” que parecen ser tu catecismo (ya sabes, esas revistas patéticas que son como el Cosmopolitan para nabos).

    • Mira por donde, las mujeres no bajan a la mina. En cambio, todos conocemos a legiones de hombres que trabajan en el servicio doméstico, como canguros, cuidando ancianos… verdad??
      La sociedad lleva desde que el mundo es mundo diciéndonos (a hombres y a mujeres) qué papel debe jugar cada cual. Es difícil luchar contra eso. Si te molestaras en pensar antes de hablar (o escribir) quizá habrías comprendido tú solo por qué hay más hombres en las minas y más mujeres fregando. Por otro lado, incluso si conseguimos una igualdad modélica, me temo que habrá tantas mujeres en las minas como hombres fregando. Ninguno de los dos oficios mencionados son precisamente vocacionales, ni el sueño de nadie. Pero mira, curiosamente mientras que seguirá habiendo hombres en las minas, cada vez habrá más mujeres ingenieras de minas. Te lo has planteado? Soy hombre, y trabajo en el acero. Todos mis compañeros son hombres. El 90% de mis jefes son jefas. Mujeres con carrera superior. La pena es que tienen que soportar cada día muchas gilipolleces de machistas acomplejados como tú que a los jefes hombres no se atreven ni a toserles pero con ellas se ponen chulos o groseros. Pero ellas ahí siguen, con un par. Por lo visto sí que les interesan las cosas importantes, puede que más que a muchos de nosotros. Más que a ti, desde luego.

      • Lo dicho, ni siquiera tenéis comprensión lectora, tanto leer basura se os quedó el cerebro de mosquito, eso sí, con licenciatura. Tranquilas, comprobé el percal de cerca.

        ¡Sé que hay más mujeres universitarias que hombres! ¡Yo mismo lo dije! No precisamente en carreras técnicas, en las cuales los hombres son abrumadora mayoría.

        ¡Naturalmente que no todos los hombres son estupendos! He dicho que se encuentran más hombres excepcionales, y eso explica que haya más científicos hombres, hasta mejores cocineros hombres, pues hoy no existe ningún impedimiento para que las mujeres nos demostréis ese potencial que tanto os hemos reprimido durante siglos. Lo del techo de cristal es la última estupidez para seguir pillando cacho Efectivamente, hay mujeres brillantes, pero una minoría.

        Por desgracia la mayoría de las mujeres siguen contentas en su papel machista de niñas dignas de protección y cuidado, ya sea en su versión antigua o en la versión nueva.

        Un apunte final: a la descarada que se mofa de mi madre porque asumió la responsabilidad de cuidar de los suyos: USTED NO LE LLEGA NI A LA SUELA DE LOS ZAPATOS. Y por otro lado, jamás he dicho que un hombre no pueda poner pañales a sus hijos. Podemos hacerlo igual o mejor que las mujeres, como casi todo lo que nos proponemos. Es más, reivindico en caso de divorcio la custodia compartida, para que la responsabilidad sea precisamente compartida, igual que las cargas económicas.

        En vuestro papel de niñas dignas de protección y cuidado estáis acostumbradas a que os bailen el agua, prueba de ello es vuestra incapacidad para soportar las críticas. Nuestro principal defecto es que os necesitamos, especialmente en el plano sexual. Otra de vuestras principales armas de dominación y chantaje.

        Saludos para todas.

  15. ¿Qué es realmente libertad? ¿Estar atado a tus aficiones priva más que estar atado a una persona?¿No son los principios a los que nos atamos y con los que nos identificamos una forma de atadura aun incluso enarbolando la palabra “libertad”? ¿No priva de libertad de crecer al amor a ese hombre mucho más allá de lo que pudiera imaginar al ponerle tantas cotas que permitan el ejercicio de sus aficiones?.

    Me ha parecido una carta muy bonita, pero muchas veces creo que el concepto libertad y planificar lo que vas a permitir y no en tu vida, son terriblemente incompatibles.
    Creo que el concepto de libertad se nos escapa a los seres humanos por todas partes. Aún por muy libres que creamos ser.

    • La libertad como elección inteligente. La culpa, la responsabilidad y la compasión.
      La fe mueve montañas, el problema es que cuando estas se mueven, nadie sabe como subirlas

  16. Pingback: Amelia Earhart. carta de una mujer realista, auténtica, valiente, y libre :) « 16sarandonga

  17. ¿Bonita? Cierto es que la sociedad impone unas presiones a las mujeres casadas que son asimetricas (el doble rasero de la moral y todo eso). Sin duda. Pero de ahí a decidir que el primer enamoramiento que le venga encima a un@ puede romper su matrimonio sólo porque se le suben las hormonas o cosas así… Francamente.. Y este es el primer renglon, creo que eso dice mucho, que sea el primer rengló. Si piensa eso que no se case. Alberto te veo muy idealista. Idealizando algo que no es el caso. Los economistas y los filosofos aun no resuelto (ni tal vez resuelva, aunque hay margen) el horrendo problema de la coordinacion de intereses que es la pasion amorosa y la reproduccion sexual. Pero no somos bonobos. No digo que no podamos cambiar. Pero en nuestra naturaleza rige una logica economica que impone dicotomias como la de madona/puta (y los hombres suelen estar mas dispuestos a invertir en madonas que en putas, aunque excepciones haya para todo, por supuesto). Amelia en su carta sí parece darse cuenta de una cosa, que el matrimonio es en realidad una conspiración de los machos y las crías (de ahí que reclame “libertad”). En particular una conspiración de los machos de bajo estatus para impedir que los machos de alto estatus creen harems, algo que las mujeres estarían dispuestas a aceptar hasta cierto punto si la alternativa es emparejarse con un macho de bajo estatus (algo que dejaria a muchos machos de bajo estatus fuera de la reproduccion: el matrimonio supone así una forma de democratización del acceso a las hembras). Estas cosas están muy bien expuestas desde la perspectiva de cientos de trabajos publicados en revistas de revisión por pares en la síntesis de Robert Wright titulada El Animal Moral. Te la recomiendo.
    Yo creo que hay que comprender la carta de Amelia Earhart en el contexto de una época en la que (en EEUU) en la que culturalmente apenas acaban de instaurarse las leyes del divorcio. Feministas como Susan B. Anthony habían denunciado en documentos de gran popularidad la injusticia que suponía la falta de divorcio cuando además se aplicaba extensamente el doble rasero moral distinto para hombres y mujeres.
    Proyectado al día de hoy: la cosa está mucho menos clara que en aquella época en las que las certitumbres eran más diáfanas. Si lees el libro de Robert Wright al que he aludido antes, verás que el divorcio ha sido utilizado por muchos machos de alto estatus como estrategia de monogamia serial (una forma de poligamia): basicamente, divorciarse para casarse con una mujer más joven. Esto ha puesto fuera del mercado matrimonial a muchas mujeres divorciadas y a muchos varones de bajo estatus. En ciertos aspectos, la posibilidad del divorcio introduce una regresión hacia una menor democratización del acceso a la reproducción. En todo caso, de un modo del que aún no se ha hablado con suficiente claridad ni se han tratado de sugerir alternativas. La realidad es compleja.

    • Hugo, teorías y estudios hay para gustos. La frase de que las mujeres pueden medio aceptar vivir como parte de un harén,… Mujeres sin sentimientos. Porque de pocas sé que vivan felizmente que la persona a la que aman no permita que duernan calientes y amadas más que cuando a él le venga en gana y mientras el pueda ser amado por quien quiera y cuando quiera.

      De hecho hay otra teoría que afirma algo que ocurre, por desgracia con frecuencia. Afirma que las mujeres necesitan de 2 hombres por lo menos: el que tiene una buena genética pero que por ello mismo tiene un patrón de comportamiento promiscuo y el hombre proveedor, que es el menos galán pero más fiel…y que termina criando los hijos del otro creyendo que son suyos.

      Y no son pocos esos casos entre chimpancés y humanos a día de hoy incluso.

      En cualquier caso, creo que los estudios y las teorías siempre estarán por debajo de la conciencia y capacidad de respeto de cada cual

      • Yo también soy mujer y pienso lo contrario. Se puede amar y tener dudas. Se puede amar y desear la libertad. Egoísmo sería: yo no renuncio a nada, pero tú debes renunciar. En cualquier caso, cada persona ama como quiere o como sabe. El amor no es una ciencia exacta, y más nos valdría aceptar que no todo el mundo siente como nosotros pensamos que se debe sentir. También nos iría mejor (pienso) si no nos creyéramos tanto las novelitas y las películas. El amor no tiene por qué ser sacrificio, lágrimas en los ojos, entrega total, renuncia. Mentira.

  18. Esta carta tiene la importancia que tiene hoy por ser de la época que es. A día de hoy no dice nada. Yo llevo viviendo más de veinticinco años con la misma mujer sin habernos casado sin firmar ningún documento y seguimos juntos por que los dos queremos, pero como nosotros hay muchos más y no somos ningún canto al amor ni a la libertad. No obstante cuando se quiere a una persona no se impone ningún tipo de regla, las reglas van surgiendo con el tiempo de mutuo acuerdo. Esta mujer tenía dudas sobre su matrimonio, por que tenía dudas sobre su amor y por eso necesitaba sentar unas bases de antemano. Con lo cual tampoco puede ser un canto al amor.

      • Las ideas se refutan con ideas, creo que el insulto es la falta de ideas, y de respeto. Hay personas que tienen todas las neuronas pero no les sirve de nada

    • Precisamente, estaría TAN segura de su amor por el, que supo que si no aclaraba ciertas cosas desde un principio, algún día terminaría renunciando a ellas, seguramente sin darse cuenta, sólo dejándose llevar por su amor.

  19. Situar la carta en el contexto de su época y no deis vueltas subliminales. Ale, desestresaros que ya tenemos bastante con las noticias diarias. Saludos

    Maricarmen, desde Toledo con AMOR

  20. “Querido GPP,

    Me gustas como follamigo, pero paso de colgarme demasiado contigo o con nadie.

    A.E.”

    Sí, en los tiempos actuales, la carta de Amelia habría sido mucho más corta y prosaica.

    • muy buen resumen. Hay gente que tiene que escribir una docena de párrafos con citas bibliográficas para no expresarlo tan claro. Falta el dato de me caso pero no quiero casarme.

  21. Persona de gran interés esta mujer que encierra gran parte de la Historia del primer tercio del siglo XX. Marcó una nueva fórmula de expresión de las mujeres y marcó nuevas pautas de comportamiento social, con las que seguro no están de acuerdo mucha gente, en cuanto a la carta es algo que forma parte de la intimidad de dos personas y de la forma de hacer entre ellas dos. Excelente

  22. hay una pelicula protagonizada`por Hilary Swank y Richard Gere que trata de la biografia de Amelia Earthart, no recuerdo como se llama pero con decir el comwentario en el videoclub sabran de que pelicula se trata, a mi me gustó mucho.

  23. “Debo exigirte una promesa cruel: que me dejarás marchar dentro de un año si no hemos encontrado la felicidad juntos.”
    Una duda: si aceptaba casarse (tras seis peticiones, según Wikipedia), ¿no tenía claro antes de la boda que ésta era consecuencia de que YA vivían tal felicidad?

    • Obviamente no, no lo tenía claro. Tú tienes claro que tu pareja te hará feliz toda la vida o que tú harás feliz a tu pareja toda la vida? Yo no. No por eso le quiero menos. Pienso que hay gente que confunde el amor con la ceguera total (no digo que sea tu caso). No, ni el matrimonio, ni los hijos, ni el trabajo, nada en la vida nos hace forzosamente felices a todos. No ocurre ahora ni ocurría en los años 30, cuando el matrimonio implicaba muchas cosas poco agradables. Leo a mucho cavernícola con ínfulas de intelectual que parece convencido de que el machismo es, poco menos, que un invento de mujeres ociosas. Imagino que no tiene madre, ni abuelas, ni hermanas, ni ha tenido parejas. Alguien capaz de soltar tantas sandeces estereotipadas sobre las mujeres claramente jamás se ha molestado en escuchar a ninguna y, calculo, debe todo su conocimiento al Cosmopolitan.
      Cierto, las mujeres no solían bajar a las minas (aunque algunas sí, se ve que algunos ilustres pensadores no han tenido tiempo para estudiar no ya Historia, sino simplemente el capítulo de la Revolución Industrial, por ejemplo). No solían bajar allí, aunque algunas sí, y otras, como los hombres, se tragaban jornadas de 16 horas en fábricas, en el campo y en los trabajos más infames. Con el añadido de sacar adelante a sus hijos, muchas veces solas, o maltratadas, o con maridos que trabajaban lejos, o con maridos estupendos que, con todo, no se encargaban de los hijos ni de todas esas tareas que se consideraron siempre “de mujeres”.
      Y sí, las mujeres pintan, escriben, descubren vacunas, se doctoran en matemáticas. Y muchas consiguen compaginar todo eso con unos hijos que los hombres pueden sacrificar en aras de sus carreras sin que nadie los critique (es ambicioso, es el mejor en lo suyo, está volcado en su trabajo) mientras ellas tienen que pelear contra prejuicios imbéciles que apestan a siglos pasados (es una zorra fría y calculadora, pasa más tiempo en el despacho que con los hijos, los desatiente, qué mala madre, qué mala persona). Impresionante que aún queden especímenes que nos consideran conservadoras e interesadas, cuando la mayoría nos partimos el lomo en varios frentes sin haber conseguido aún ni los mismos sueldos ni el mismo respeto que los hombres. Curioso que algunos nos hablen de victimismo y afirmen ser más entregados que nosotras. Cómo no serlo, cuando la mayoría tienen a una tía detrás encargándose de todo aquello que para ellos es una “molestia” en sus carreras…
      Por cierto, las tías de Sexo en Nueva York me parecen anodinas, superficiales, carentes de interés, vacías. Un asco. Aunque no más que los miles y miles de hombres a lo largo y ancho del planeta que viven exactamente la misma vida superficial e imbécil que ellas retratan en esa serie. Oh, sí, las mujeres somos (todas) materialistas e interesadas, unas zorras ávidas que sólo pensamos en pescar marido rico, aunque nos saque 30 años. Me pregunto con qué clase de taradas mentales se suelen relacionar los tíos que piensan así, pero mi consejo es que aprendan a elegir mejor. Puede que esos tíos de 60 que se casan con veinteañeras siliconadas sean tan imbéciles como para creer que ellas les quieren. O puede que sepan de sobra con quién tratan pero sean tan materialistas y superficiales como ellas: unas buscan pasta y otros un florero que lucir ante los amigos.

      No, Amelia no estaba segura de su decisión, y puede que tampoco de sus sentimientos. Quizá no estaba segura de si su marido (no por maldad, no seamos simples) terminaría rindiéndose a las presiones sexistas de la época y hartándose de explicar por qué su mujercita andaba volando en lugar de dándole hijos sanos, rizándose las pestañas y horneando tartas de manzana, feliz en su casa como correspondía a una mujer decente (incluso a las pijas burguesas). No estar seguro de algo no te convierte en egoísta ni en mala persona. Esta carta refleja, para mí, mucho más amor que cualquier lugar común tipo “te amaré hasta la muerte”, tan manido y sobado que hasta se dice sin pensar. El amor no tiene por qué ser ciego, ni sacrificado, ni cuajado de mariposas y suspiros. El amor puede ser de muchos modos y hasta puede no salir bien cuando se enfrenta a la realidad, a la rutina. En cualquier caso, esta fue la historia de amor de esta mujer y este hombre, y sólo ellos conocieron a fondo esa historia. No creo que nadie más la pueda juzgar.

  24. Pingback: Carta de amor de una mujer hermosa, libre y valiente – Principia Marsupia « ulrikemein

  25. El amor poco tiene que ver con el matrimonio, comprendo las dudas de Amelia. Si la base del matrimonio fuera el amor, no duraría más de dos o tres años.

  26. Pingback: AMELIA Y SU CARTA DE AMOR « AMIS Segovia

  27. Pingback: La carta de amor más hermosa del mundo | Redacción mulera

  28. Buenos días, fue en el año 1928 que A.E. fue la primera mujer en cruzar el Atlántico y cuando desapareció en 1937, intentaba circunnavegar (que no circumnavegar) la tierra en un bimotor no en un monoplano. Y otra cosa, interferamos no es correcto, es interfiramos.
    Considero muy importante contrastar los datos incluidos en cualquier información antes de publicarla así como la ortografía.

  29. Si esta es la carta mas bella de amor que has leido creo que no has leido muchas, esta señora principalmente se quiere a si misma y a su trabajo, el amor es otra cosa, es compartir, es renunciar a parte de lo que somos para formar un conjunto, en definitiva es generosidad. Esta señora no estaba enamorada, iva al matrimonio con dudas y dejando claro sus prioridades. para leer las cartas mas bonitas de amor hay que remontarse al romanticismo, pero eso ya esta olvidado para la gran mayoria de la gente, les parece cursi y no esta de moda.
    Despues estan esos pobres tontos/as que todo lo ven en sistema binario, “1″ es todo lo referente al anticapitalismo, antiliberalismo y procomunistas, “0″ es lo contrario, lo que detestan, que mentes mas pobres, que poca amplitud, que poca inteligencia, que poca cultura, y se atreven a escribir esas estupideces sobre una carta de amor, pobres tontos/as

  30. Lo lindo de la carta es la cantidad de comentarios, temas y posturas de vida que se evidencian: desde aquellos preocupados de la ortografía, los que creen que es capitalista o comunista ideologizando la carta, los varones ofendidos por tanto libertinaje expresado, mire que no comprometerse a amarlo toda la vida!! Por otro lado aquellas que sienten que los hombres las explotan, que las abusan en el trabajo y que el mundo es tan injusto, hasta aquellos que pensamos que es una carta de amor de una mujer adelantada a sus tiempos, pero claramente no la única, mi abuela fue madre soltera, ció a sus hijos. Fue ,como correspondía a la época, criticada y denostada, pero siento que fue feliz, así como Amelia y como muchas de nosotras que trabajamos porque nos gusta, cuidamos a nuestros hijos porque los amamos y que si tenemos un hombre al lado es porque queremos.
    Bien por Amelia, por su marido y por todas las que criamos hijos e hijas bien, pero bien lejos de las ideas machistas.
    Saludos.
    Ah, si tengo algún error ortográfico mis sinceras disculpas a quien pueda ofender, suelo pensar que la expresión va primero.

  31. Amelia fue una mujer fuerte, libre, valiente. Una pionera que luchó por la dignidad de las mujeres y que nos abrió muchos horizontes para que siguiéramos volando sin límites.
    Desde hace unos años tengo una unión fuerte con esta mujer, que sería difícil explicar aquí.
    Esta libertad también le propició sufrimiento, por la continua exigencia que se tuvo hacia sí misma, y por no haber podido devolver el agradecimiento a su esposo y todos los hombres que le apoyaron y quisieron. Murió antes, gélida, en la persecución de una meta. Y en ese momento sólo quería volver a los brazos del amor y vivir en ellos la libertad.

  32. Pingback: Artículos Recomendados del Día. «

  33. Enlace CARLOS ROJAS OÑATE y ERIKA NUÑEZ BELTRAN …Que linda carta, yo en lo personal, y sintiéndome algo representada en esta , me case civilmente ayer 14 de Febrero, tal vez no por mi, porque no necesitaba dar ese paso, pero mi camino, el mejor, a sido junto a mi compañero por mas de 20 años y vi que para el era muy necesario verse participe de este, y en el cual ya traía dos hijos maravillosos, entonces va mi respeto para esta persona a la cual aprendí a querer y a amar con sus muchas virtudes y , debo decirlo, muchos defectos, pero que salvo mi vida en el momento que mas necesitaba de una persona que me valorara y me quisiera como el me quiere…participaron en esta ceremonia , mis dos hijos :Carolina y Pablo Martinez Nuñez como testigos y con la entrega de las argollas, nuestra hija Karla Rojas Nuñez… ERIKA.

  34. Pingback: 8 de Marzo. Repertorio de mujeres libres. | deperrosygatos

  35. Solo existe una mujer hermosa, libre y valiente y poseedora de muchas cualidades, fuè un placer haber compartido con ella. Tania Pineda es una mujer ecepcional lastimosamente yo cometí una falla en la cual trabajaré. Nunca la olvidaré.

    Att: Ojitos de Osito. You know what I mean.

  36. Saludo a cualquier cuerpo que está leyendo mi comentario , agradece a todos va a DR Olokum , me casé con mi marido, y vivíamos bien y feliz. que vienen en una medida que a mi marido que use para amar y cuidar de mí, los que no tienen más mi tiempo, hasta que me multaron por lo que él estaba teniendo una aventura con otra mujer, yo trato de detenerlo, todo mi esfuerzo fue en – vano tristemente me divorcie y se fue para la mujer . me vive con dos de nuestros hijos , lloro todo el día, yo estaba en los dolores, el dolor y buscando ayuda. i estaba leyendo un periódico , vi cómo dr . confiar en ayudar a la gente con su amor y su hechizo reencuentro . por lo que decidí contactar con él y explicarle mi problema con él, él hizo un hechizo de amor que hacen que mi marido vuelva de nuevo a mí y nuestros hijos y nunca pensar en la mujer. este hombre es Dios enviado para restaurar la rotura del corazón y reunir relación. Que el Señor sea vuestra fuerza y seguir utilizando a salvar a la gente relación y cualquier problema que encuentren en contacto con él por ayuda LAVENDERLOVESPELL@YAHOO.COM le prometo que usted, que va , pero una sonrisa en tu cara y te hacen sentir feliz. buena suerte.

Deja un comentario