Hablamos demasiado de Putin. ¿Qué quiere la gente de Donetsk?

Alberto Sicilia / DONETSK y SLAVYANSK

Donetsk el 16 de febrero durante las pocas horas de tranquilidad que hubo tras semanas de bombardeos (Fotografía: A.S.)

Donetsk el 16 de febrero durante las pocas horas de tranquilidad que hubo tras semanas de bombardeos (Fotografía: A.S.)

“En un minuto viene mi amigo Dima. Él es muy pro-Kiev, así que a partir de ahora mejor no hablamos de política”, dice con una sonrisa Viktor.

“Ten cuidado con Viktor, quiere ser más ruso que Putin”, suelta entre carcajadas Dima nada más llegar. Ambos se funden en un abrazo.

Dima y Viktor rondan la cuarentena, son amigos desde el colegio y viven en Slavyansk, la localidad al norte de Donetsk que durante la primavera se convirtió en la capital del alzamiento prorruso.

A dos manzanas de la cafetería donde estamos se encontraba el cuartel general de las “Milicias Populares del Donbass” dirigidas por el “Comandante Strelkov” [Igor Girkin]. Slavyansk estuvo en control de los prorrusos hasta principios de julio, cuando fue retomada por el ejército ucraniano. Strelkov y sus hombres se retiraron a Donetsk.

Dima se fue a Odessa cuando los prorrusos controlaban Slavyansk. Viktor se quedó aquí y participó en la creación de nuevos órganos de administración civil. “Fui muy feliz aquellas semanas”, recuerda. “La ciudad estaba llena de banderas de Rusia, el país al que el Donbass pertenece”.

En el conflicto del Este de Ucrania, casi siempre ponemos el foco sobre Putin o sobre Occidente. Y es evidente que las influencias externas son muy importantes en lo que está sucediendo.

Pero creo que se olvida a menudo la cuestión más importante: ¿qué dice la gente que vive en el Donbass? ¿Se sienten ucranianos? ¿Se sienten rusos? ¿Qué futuro quieren para su región?

Yo no tengo una respuesta definitiva a estas preguntas. Lo que puedo contaros son algunas conclusiones después de hablar con bastantes personas en esta zona que he visitado durante el último año.

1) Hay mucha gente en Donetsk que se siente rusa

Entre las personas mayores de 40 años en Donetsk, es casi imposible encontrar a alguien que no tenga padres o familiares en Rusia.

“Nos obligan a una elección imposible: o Kiev o Moscú. ¡Es absurdo! Mi madre era una profesora que nació en Kiev. Mi padre un soldado que nació en Vladivostok. Se conocieron en Donetsk, donde nací yo. Que exista una frontera entre Ucrania y Rusia no tiene ningún sentido”, explica Viktor.

La mayoría de las personas que conocí en Donetsk antes de la guerra viven ahora como refugiados… en Rusia. Evidentemente, ellos no consideran la intervención rusa en el conflicto como “una agresión” sino “la defensa a su gente”.

2) La gente pro-Kiev de Donetsk está sufriendo persecución política por sus ideas.

Todas las personas pro-Kiev que conocía en Donetsk han huido. Algunos tras recibir una paliza por intentar organizar una manifestación en la ciudad. Un profesor de la Universidad que conocía fue arrestado y no se sabe nada de él desde hace meses.

En el edificio de la Administración de la República de Donetsk hay varios carteles con las fotos, los teléfonos y la dirección de jóvenes activistas pro-Kiev con el texto “Traidores a la patria. Eliminación inmediata”.

3) La gente prorrusa en la zona del Donbass controlada por Kiev está sufriendo persecución política por sus ideas.

Pasé varias semanas en Slavyansk cuando estaba controlada por los prorrusos. Conocí a mucha gente que quería la independencia del Donbass o la anexión a Rusia.

Excepto Viktor, no he conseguido que ninguno de ellos hable ahora de política. “Lo siento, Alberto. Tengo miedo a perder mi trabajo como les ha ocurrido a otros colegas. Este es un lugar pequeño y todos saben que yo trabajé para la administración prorrusa. Ahora tengo que pasar lo más desapercibido posible”, me decía uno de ellos.

4) No se trata de un “conflicto étnico”. Hay muchas familias divididas.

Me sorprende la cantidad de artículos en los que leo “conflicto entre los rusos étnicos y los ucranianos étnicos”. No conozco a nadie en Donetsk que haga esa distinción.

De hecho, hay muchas familias divididas por el conflicto. Uno de los momentos más tristes que he vivido en Slavyansk ha sido ver cómo uno de mis mejores amigos y su hermano acababan a puñetazos una discusión de sobremesa. Delante de sus padres, sus mujeres y sus hijos.

5) Hay mucha gente que “pasa” de la política y lo único que quiere es una vida normal.

“¿Ser parte de Ucrania? Bien. ¿Ser parte de Rusia? Bien. ¿Ser un país independiente? Bien. Lo que sea, pero que deje de morir gente. Lo que sea por volver a tener trabajo y ver crecer a mis críos en mi ciudad”, me decía Sacha, uno de los pocos comerciantes que mantienen abierto su puesto en el Mercado Central de Donetsk.

En conclusión, me parece que a menudo ponemos el foco sobre los factores externos del conflicto: qué dicen y qué intereses tienen Putin, Obama o Merkel. Está claro que es un asunto esencial en este conflicto, pero creo que nos olvidamos de los más importante: ¿qué dice y qué quiere la gente del Donbass?

NOTA: Iré colocando todos los post que escriba desde el Este de Ucrania en este enlace.


24 pensamientos en “Hablamos demasiado de Putin. ¿Qué quiere la gente de Donetsk?

  1. Nos gustaría saber el alcance real de los partidarios del Donbass o de Novorussia fuera de la zona prorusa… ¿Podria ser conocer el clima al otro lado de la “frontera” y hacia donde van las simpatías, investigando sin perjudicar a nadie?

  2. Parece que alguna gente tiene un concepto del estado como algo demasiado artificial. Mas de banderas que de ciudadanos y culturas. Un ejercito disparando a sus propios civiles es una atrocidad.

  3. Hoy es un mal día para el putinismo. Han asesinado a un lider opositor ruso que el domingo iba a presentar un informe sobre la presencia militar rusa en Ucrania durante la multitudinaria marcha anticrisis que tenía previsto celebrar la oposición en la capital rusa.

  4. El autor olvida que en el referéndum de 1991 para la Independencia de Ucrania, la región de Donbás, con un 80% votó masivamente a su favor. Lo que, lógicamente, significa, no estar bajo la administración rusa. La gente vivía en paz en un país en donde confluyen etnias, ideologías, etc. La invasión rusa ha impuesto el miedo. No le de más vueltas.

      • Estamos hablando de referéndum serio, por favor, no hay que “marear la perdiz”. La rusificación ha existido y existe, la anexión es ilegal y Putin, en definitiva, tiene el honor de ser el modelo de la extrema derecha europea.

  5. Gracias, Alberto. por tus informaciones que haces en directo y con gran objetividad. Gracias sobre todo en este mundo que vivimos de periodismo enlatado, de copia y pega y Agencia Oficial.

  6. “El Batallón Azov (Батальйон «Азов» en ucraniano) es un destacamento voluntario de extrema derecha en Ucrania. Depende del Ministerio de Asuntos Interiores y está financiado por el oligarca Igor Kolomoisky, ciudadano ucro-chipriota-israelí y uno de los magnates de la electricidad del país.1 El batallón tiene su sede en Mariupol, en la costa del Mar de Azov, —donde en 2014 lograron detener el avance de las milicias prorrusas de Donetsk en dos ocasiones— y paga a sus voluntarios 70 dólares mensuales.
    El escudo del batallón Azov cuenta con una representación del mar de Azov, un sol negro, una runa wolfsangel y el escudo de Ucrania. Tanto el sol negro como la runa son emblemas usados por el filonazismo. La bandera consta de un lienzo amarillo con la wolfsangel en color negro.
    Los miembros del batallón han participado en combates contra las milicias de la República Popular de Donetsk, como por ejemplo en Mariupol.”

    Más allá de independentistas, pro-rusos o pro-ucranianos, lo cierto es que lo que se está viviendo en Ucrania es un intento de restablecer el nazismo, por parte de un presidente golpista. Y por ahí no debemos pasar.

  7. Pingback: Lecturas de Domingo (64) | Ciencias y cosas

  8. La llamada extrema derecha de Ucrania engloba unas formaciones tipo VOX en España, o ideología Esperanza Aguirre, que tan sólo obtuvo un 4% de los votos. Lo cual hace un tanto absurda la afirmación de algunos en cuanto a gobierno nazi, fascista, o algo por el estilo. Poroshenko es un oligarca más, como todos los dirigentes del área pero, al parecer, no tan sinvergüenza como Yanukovich. Derecha proeuropea. Los combatientes rusos de Donetsk, mal denominados prorrusos, actúan bajo las órdenes de un grupo de oligarcas al servicio de la máxima jerarquía de la oligarquía financiera energética que no es otro que el Sr. Putin. Lo curioso de todo esto y realmente extraño es que nadie hasta ahora haya escrito ningún ensayo acerca de cómo la cúpula del PCUS (Коммунистическая партия Советского Союза) acabada la Unión Soviética, se apodera de todos los bienes del estado y entran a formar del capitalismo más salvaje.

      • ¿Cómo opinión? Son datos electorales. Son oligarcas contra oligarcas, no andemos con pamplinas. Los mismos españoles que han regresado a España decían que en los combatientes del ejército ruso había “la mitad comunistas y la otra mitad nazis”. Evidente…

    • Muy buen comentario, Emilio.
      Hay ensayos sobre eso. El autor es el único historiador ruso que estudió en Francia en los años 60 y el único político ruso que dejó la política voluntariamente en los 90. Es el fundador de la Universidad Humanitaria, se llamaba Yuri Afanásiev. Murió hace pocas semanas. No sé si hay traducciones al castellano o inglés.

  9. Pingback: Bitacoras.com

  10. Por qué no va a oeste de Ucrania y compraba cuanta gente de Donezk y otras ciudades de este de Ucrania esta refugiada ahí y son familias pro rusas. Si de verdad esa mayoria de la gente quiere pertenecer a Rusia por que se refugian en oeste de Ucrania y no en Rusia? Nunca había discriminaciones a la gente pro rusa. Siempre vivíamos en paz. Por que seguís omitiendo tantas cosas? La estrategia de quedarse con Crimea y este de Ucrania le funciona bien. Ya tiene mar negro para su flota y ahora estaría bien tampoco pagar por pasar el gas por Ucrania. A nadie le importa esta gente es puro interés económico. Que triste es todo esto.

    • Masha, tienes toda la rázón. Ayer, la televisión, A3, programó “Territorio Hostil, Ucrania” y, en él, se ve claramente como la población contempla cansada la irrupción de los rusos en su territorio. Prorrusos contra prorrusos, clanes de oligarcas contra clanes de oligarcas en pleno centro de Donetsk tiroteándose. El colmo. También se pudo observar cómo los cuatro “pringaos” nativos de la zona hacían labores auxiliares (como los españoles) mientras, los que pegaban tiros, eran mastodontes de dos metros rusos y chechenos pertrechados con buen equipo y armamento. Y, finalmente, porque también soy testigo, todas esas familias del Donbás no ha cruzado la frontera sino que ha huido hacia lo que consideran su país, UCRANIA.

  11. Russian invaders have sad that they want to occupy all Ukraine. They use word “liberation”, but really it is russian occupation in “good traditions” of USSR (“Winter war” 1940, when USSR attacked Finland, or USSR tanks in Prague in 60’s). Putin is like Hitler. Sad, that many people need the autocratic leader as Putin.

    As russian-speaking Kharkov-living ukrainian citizen I don’t see the rational reasons to greet russian occupants in Kharkov like in Donetsk.

  12. Pingback: beste pwo

  13. Pingback: GVK Biosciences

Deja un comentario